Cuba: La polémica nómina cubana al III Clásico Mundial

32c1f51e70fe8271f133146686aac221_L

Es difícil, casi imposible, que la nómina del equipo Cuba de béisbol pase inadvertida para quienes en esta nación caribeña sueñan, respiran y se apasionan por su deporte nacional.

La reciente publicación de la selección doméstica de cara al III Clásico Mundial despertó suspicacias entre aficionados y conocedores por la ausencia de nombres que para muchos eran indispensables, y la inclusión de otros inesperados.
Pero lo más preocupante es que a la hora de conformar el equipo se apeló al rendimiento por encima de cualquier otro aspecto. Sin embargo, brillan por su ausencia varios peloteros destacados que sí debieron estar en el plantel.
¿Por qué se conformó aquella gran preselección meses atrás, con preparación especial incluida, topes con varios países, viaje a Japón y Taipei de China, si al final algunos de aquellos escogidos ahora están fuera?
¿Dé quién o quiénes es responsabilidad el pobre rendimiento de los que estuvieron en ese equipo y ahora no se encuentran por mostrarse lejos de su acostumbrada forma deportiva?
Tras el regreso a casa de la gira por Asia el descanso fue casi nulo, y la reincorporación a sus respectivos colectivos desde el propio inicio de la 52 Serie Nacional pudo haber influido en el cansancio casi generalizado para muchos de aquellos preseleccionados.
¿Es razonable incluir en el equipo a bisoños inexpertos para evento tan exigente solo porque hayan rendido durante 30 juegos en una Liga como la cubana, cuyo nivel está por debajo del que enfrentarán en el Clásico?
Cuba irá a un certamen de mucho rigor donde no se puede improvisar y mucho menos esperar milagros de noveles ni de otros que, jóvenes aún, estuvieron antes en el equipo Cuba y pasaron sin penas ni glorias. Sin embargo, ahora son convocados pero con algunos años de más.
La actual Serie Nacional de Béisbol es atípica, y no solo por su estructura, sino por el período de preparación que tuvieron los equipos antes de iniciarla, pues a pocos días de comenzar los mentores conocieron finalmente cómo sería el desenvolvimiento del campeonato.
Lo cierto es que, amen de cambios que pudieran ocurrir antes de la relación final de peloteros para el III Clásico, la actual selección es, a mi juicio, una de las más polémicas de todos los tiempos, y provoca incertidumbre en varias de las posiciones, incluidos los lanzadores.
La contienda mundial está al doblar de la esquina y ya todos los países concurrentes se preparan y anuncian sus elencos. Cuba irá por más en esta edición, esperemos que los cambios rindan los frutos esperados pues de lo contrario ¿quién pagará los platos rotos ante la afición?

AIN

http://www.telepinar.icrt.cu/

 

A %d blogueros les gusta esto: