La Habana y sus autos antiguos

27112015-_DSC591227112015-_DSC587527112015-_DSC5883

Empresa china Geely ensamblará autos en Cuba

china_auto_industry

Una importante fábrica china de automóviles comenzará a ensamblar sus vehículos en Cuba, el sitio Web chino Global Times reveló el miércoles (25 de diciembre).

La Geely International Corporation, con sede en Hangzhou, “se está preparando para lanzar el proyecto SKD [semi desmontados] en un sitio local en Cuba”, reportó Global Times.

El proyecto será asumido “a petición de varios ministerios cubanos”, que incluyen los de Comercio Exterior e Inversiones, Comunicaciones y Metalurgia.

Global Times no suministra un calendario o nombra un lugar para el proyecto, pero el “sitio local” bien podría ser la Zona Especial de Desarrollo en Mariel, al oeste de La Habana, donde los vehículos serían ensamblados.

Global Times cita a Geely diciendo que el número de sus vehículos en Cuba “ha llegado a casi 10,000 unidades”, utilizadas principalmente por los Comités Para la Defensa de la Revolución, el Ministerio del Interior y el Ministerio de Turismo.

Los modelos CK de Geely son utilizados como vehículos oficiales de los altos funcionarios de gobierno y como carros de policía. En el sector del turismo, “80% de los automóviles de alquiler en Cuba son modelos Geely CK, EC7 y EC8″, dice la compañía, apuntando que el turismo es “la fuente principal de moneda extranjera para Cuba”.

Según el fabricante, Geely Automobile posee “casi 50% del volumen de importación en Cuba, lo que es igual al volumen total de Kia, Peugeot y otras marcas. Además, entre todas las marcas de autos chinos, Geely posee el mayor volumen [de ventas] en el mercado local”.

Geely mantiene un almacén en Cuba para sus piezas de repuesto, que está a un 80% de capacidad, dice el fabricante. “Para acelerar aún más su suministro de partes de repuesto, la oficina de Geely en Cuba ha firmado convenios con SASA [Servicio Automotriz, Sociedad Anónima], un servicio automotriz nacional subordinado a los Comités Para la Defensa de la Revolución, para la construcción conjunta de estaciones de servicio y tiendas de venta de repuestos”.

Según Cuba Standard, un sitio Web que publica noticias económicas sobre Cuba, la isla es el mercado más grande de Geely en el Caribe, Centroamérica y la costa norte de Sudamérica. “En 2012, la compañía abrió una planta de ensamblaje en Uruguay en un proyecto conjunto con un socio local, el primero de Geely en el hemisferio occidental”, dice Cuba Standard.

“La planta, con una capacidad de 20,000 automóviles por año, suministra vehículos principalmente a los mercados del Mercosur, Brasil, Argentina y Uruguay, así como a Chile”.

Al cierre de esta edición (viernes 27 de diciembre), la prensa cubana no había reportado sobre el proyecto de Geely.

​progresosemanal.us

Cuba: Se libera la venta minorista de motos, autos, paneles, camionetas y microbuses, nuevos y de segunda mano

toyota-yaris-580x390

Por Leticia Martínez Hernández

Luego de dos años de vigencia del Decreto 292, que autoriza la transmisión de la propiedad de los vehículos a través de la compra, venta o donación entre los ciudadanos residentes en el país, serán publicadas durante los próximos días en la Gaceta Oficial nuevas normas jurídicas que pondrán en vigor la política para la importación y comercialización de vehículos de motor, según se aprobó este miércoles en la reunión del Consejo de Ministros.

Cuando en octubre del 2011 se aprobaron las primeras regulaciones, se introdujeron ajustes en la venta de autos de segunda mano, tanto para entidades estatales y extranjeras como para particulares. Sin embargo, se mantuvieron las limitaciones fundamentales de ese procedimiento.

El VI Congreso del Partido Comunista de Cuba, realizado en abril de ese mismo año, acordó priorizar el desarrollo del transporte público de pasajeros, destinando a dicho propósito todo el financiamiento disponible. El deterioro acumulado en el transporte público y los beneficios que este significa para la mayoría de la población, constituyeron fundamentos esenciales en los cuales se sustentó la decisión adoptada. Igualmente, se tuvo en cuenta la limitada infraestructura vial con que cuenta el país y los elevados costos del combustible automotor, así como la necesidad de evitar el incremento de la contaminación del medio ambiente, mediante la utilización del transporte colectivo que resulta más eficiente al trasladar de una sola vez a un mayor número de personas.

Específicamente en el Lineamiento 286 se precisó: “establecer la compraventa de medios automotores entre particulares”; sin embargo, no se previeron entonces cambios en la política de venta por el Estado a las personas naturales.

Luego de transcurrir este periodo quedó demostrado que, mientras la transmisión de la propiedad de vehículos entre personas naturales se ha desarrollado con fluidez, la venta a los particulares por medio del mecanismo de las “cartas de autorización” ha resultado inadecuada y obsoleta.

La baja disponibilidad de autos, la restricción de esta facilidad a un reducido grupo de categorías ocupacionales seleccionadas y la existencia de otro mercado que vende a precios varias veces mayores que los de la empresa comercializadora establecida, generaron inconformidad, insatisfacción y, en no pocos casos, condujeron a que este mecanismo, además de burocrático, se convirtiera en una fuente de especulación y enriquecimiento.

Según datos aportados por el Registro Nacional de Vehículos, alrededor del 30 % de las ventas realizadas en el año 2012 a través de las comercializadoras cambió de propietario poco tiempo después de haberse inscrito el auto en dicho Registro, lo cual indica que ese procedimiento administrativo motivó que algunas personas se sirvieran de él para obtener ingresos adicionales. Se ha podido comprobar, además, que a través de Internet se realizaban ventas de las referidas cartas incluso antes de comprar el vehículo.

Ante estos problemas, y después de varios meses de estudio, se decidió eliminar los mecanismos existentes de aprobación para la compra de vehículos de motor al Estado. De este modo quedan sin efecto las cartas de autorización emitidas por el Ministerio del Transporte.

En consecuencia, se libera la venta minorista de motos, autos, paneles, camionetas y microbuses, nuevos y de segunda mano, para las personas naturales cubanas y extranjeras residentes en el país, así como para las personas jurídicas extranjeras y el cuerpo diplomático, estableciendo precios minoristas semejantes a los que reconoce el mercado entre particulares. Esta venta liberada se irá implementando de manera gradual y paulatina, y en ella tendrán prioridad quienes actualmente posean cartas de autorización.

Con el ingreso recaudado se creará un fondo destinado especialmente al desarrollo del transporte público en todo el país.

Se mantiene además la autorización de importación directa de vehículos de motor nuevos y de segunda mano a las empresas importadoras autorizadas, así como al cuerpo diplomático.

Con las nuevas regulaciones continúa igualmente la transmisión de propiedad entre todos los propietarios particulares, tanto nacionales como extranjeros, y se preserva la limitación de que las personas jurídicas cubanas y extranjeras no pueden vender vehículos a las personas naturales.

Se autoriza la compraventa de motores de combustión interna (gasolina y diésel) y carrocerías entre particulares. Además, se permite la venta de carrocerías resultantes del desarme de vehículos a personas jurídicas y naturales por reposición.

Al propio tiempo, la política aprobada por el Consejo de Ministros prioriza la venta de bicicletas en el mercado minorista, incluyendo las eléctricas, para las cuales se establecerán precios sin fines recaudatorios, con el objetivo de favorecer su uso. Se precisa que deberá garantizarse la disponibilidad de baterías, neumáticos, accesorios y piezas de repuesto, también con precios sin carácter recaudatorio.

Igualmente, se extiende el plazo de un año establecido a partir del primero de octubre de 2011, para realizar la transmisión de la propiedad de los vehículos que pertenecían a quienes salieron definitivamente del país antes de la puesta en vigor del Decreto 292. Ello permitirá concluir los trámites de este tipo que aún están en proceso.

Con estas normas jurídicas se dan pasos adicionales para eliminar restricciones que con el tiempo perdieron su razón de ser; con ellas desaparecen trabas administrativas que dejaban espacio a la ilegalidad; y se fomenta una nueva fuente de ingreso para el desarrollo del transporte público, lo cual es una prioridad del Estado cubano.

(Tomado de Granma)

Cuba: Cambiarán chapas de identificación de vehículos cubanos

Según la Resolución No. 1 del Ministro del Interior, desde el segundo trimestre de 2013, todas las placas serán blancas, con una letra y seis números en color negro, ordenados en dos grupos de a tres

Como estas son las matrículas que circularán en las calles cubanas a partir del próximo 27 de mayo, cuando se implemente el nuevo sistema de chapas de identificación de vehículos.Autor: Juventud Rebelde

Como estas son las matrículas que circularán en las calles cubanas a partir del próximo 27 de mayo, cuando se implemente el nuevo sistema de chapas de identificación de vehículos.Autor: Juventud Rebelde

Cuba realizará un proceso de reinscripción general, cambio de chapas de identificación y de licencias de circulación de los vehículos de motor, remolques y semirremolques a partir del segundo trimestre de 2013, según la Resolución No. 1 del Ministro del Interior, hecha publica en la Edición Extraordinaria No. 011 de la Gaceta Oficial.

Las placas dejarán de ser de diferentes colores y todas serán blancas, con una letra y seis números en color negro, ordenados en dos grupos de a tres. En el caso de las motos, las combinaciones serán de una letra y cinco dígitos.

En el extremo izquierdo de las chapas de identificación se colocará en posición vertical el nombre «CUBA». Además, contarán con un número e imágenes de la Isla de Cuba impresos en láser.

Las dimensiones de las chapas de identificación serán, en el caso de las motos, 200 mm x 140 mm y en el resto de los vehículos, 420 mm x 110 mm.

Se asignan letras determinadas para algunos tipos de vehículos: La «A» corresponderá a los vehículos estatales asignados a determinados cargos o responsabilidades del país; «C», «D» y «E» a los vehículos diplomáticos; «M» a los pertenecientes al Ministerio del Interior; «F» a las Fuerzas Armadas; «K» a los de personas extranjeras; y «T» a los autos de alquiler para el turismo.

El resto de los vehículos estatales y particulares estarán identificados con las demás letras del alfabeto, excepto las letras I, O, Q, W, S y Z, que no serán utilizadas. El registro de vehículos priorizará inicialmente para los vehículos particulares la letra P. La diferencia entre los particulares y estatales estará en que estos últimos tendrán una banda azul en la chapa en el espacio donde va la palabra Cuba.

Los vehículos destinados al servicio de protocolo, llevarán además, en el centro de la parte superior del parabrisas delantero, una pegatina identificativa con el texto «PROTOCOLO» y orla de color azul oscuro.

Los vehículos de la prensa extranjera llevarán además, en el parabrisas delantero, una pegatina con el texto «PEXT» y orla de color verde.

En casos de pérdida de las chapas de identificación se asignará otra con nueva numeración.

Este proceso de reinscripción general y cambio de chapas de identificación y de licencias de circulación de los vehículos de motor, remolques y semirremolques en el país comenzará en las próximas semanas en correspondencia con un cronograma que pondrá en vigor el Jefe de la Dirección General de la Policía Nacional Revolucionaria y que será informado oportunamente a través de los medios de comunicación.

Los poseedores legales de vehículos están obligados a presentarse con el vehículo, remolques y semirremolques a efectuar la reinscripción, cambio de chapas de identificación y de licencia de circulación, en los Centros de Registro de Vehículos en las fechas fijadas para las distintas etapas, según el cronograma de ejecución.

En caso de que la persona natural propietaria de un vehículo se encuentre imposibilitada de acudir al Centro de Registro de Vehículos el día que haya sido citada, el trámite podrá realizarlo el poseedor legal, mayor de 18 años de edad, previa identificación mediante carné de identidad y la presentación de los documentos legales que lo acrediten como tal y certifiquen la situación del propietario del vehículo imposibilitado de realizar el trámite

Cuando el vehículo presente desperfectos técnicos o roturas que impidan realizar el cambio de chapas de identificación en el momento que corresponda, el poseedor legal concurrirá a los mencionados Centros de Registro de Vehículos con las chapas de identificación y la licencia de circulación del vehículo, a los efectos de que le sea otorgado un documento como constancia de su presentación. En el acto se le definirá el plazo en el que podrá efectuar los trámites correspondientes.

Si se tratara de un vehículo sustraído, su poseedor legal acudirá al Centro de Registro de Vehículos correspondiente, donde presentará el comprobante de la denuncia antes realizada, y se le entregará un documento como constancia de su presentación

Una vez concluido el proceso de cambio de chapas de identificación en las fechas previstas en el cronograma de ejecución, se prohibirá la circulación de los vehículos que no posean la nueva placa de matrícula.

De acuerdo con la Resolución No. 1 del Minint, el cambio de chapas está en consonancia con los cambios producidos a partir de la reorganización de los Organismos de la Administración Central del Estado, la creación de nuevas formas de relaciones económicas, así como las nuevas disposiciones sobre la explotación, uso y circulación de los vehículos en el país.

El último proceso de reinscripción y cambio de chapas de vehículos se realizó en 2002, cuando se estableció el sistema actual de matrículas de diferentes colores y una letra inicial que indica la provincia de inscripción.

Rusia dice adiós a los autos Lada clásicos de la época soviética

Lada-2104

La planta automotriz de Izhevsk (región del Volga) fabricó este lunes los últimos Ladas clásicos para abandonar definitivamente su producción, informó el director general de la empresa, Alexéi Alexéev.

El turismo 2104, basado en el Fiat y fabricado desde 1984, y la furgoneta Izh-27175, diseñada a partir del Lada 2104, fueron los últimos modelos de los Ladas clásicos en salir de la planta.

La empresa, perteneciente al gigante automovilístico AvtoVAZ, ofrecerá cobertura de garantía para sus modelos clásicos durante los primeros tres años tras dejar de fabricarlos, así como seguirá fabricando piezas de recambio para estos coches, aseguró Alexéev.

Desde 2001, de la planta de Izhevsk ha salido un total de 381.168 Ladas clásicos. El último de estos automóviles en fabricarse, un Lada-2104, se expondrá en el museo de la empresa.

A partir de este momento, la empresa se centrará en su nuevo modelo, Lada Granta, que comenzó a fabricarse en serie en julio pasado.

Entra en vigor hoy en Cuba autorización de compra-venta de vehículos

A raíz de la amplia discusión popular del Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, en la que se recogieron más de tres millones de intervenciones, 36 nuevos lineamientos fueron incorporados al documento, -cuya versión última aprobó el VI Congreso partidista.
El actual Lineamiento 286, que establece la compraventa de medios automotores entre particulares, fue una de las proposiciones nacidas al calor de aquel intercambio abierto e inclusivo, que abarcó no solo a los militantes, sino a toda la población (aproximadamente 13 800 opiniones versaron sobre este tema).

Menos de seis meses han transcurrido desde que el magno cónclave tomara sus acuerdos, y en torno a este aspecto debieron ser revisadas más de 40 prohibiciones y limitaciones. La decisión, no obstante, ya tomó cuerpo jurídico, y hoy entra en vigor.

Vías libres

La política diseñada para flexibilizar y simplificar lo relacionado con la transmisión de la propiedad de vehículos de motor entre personas naturales, recogida en el Decreto 292 y varias resoluciones ministeriales, contempla la donación y compraventa de estos, en igualdad de derechos, para cubanos con domicilio en el país y extranjeros residentes permanentes en la Isla.

A partir de ahora, el año de fabricación deja de determinar: queda nula la obligatoriedad de que solo puedan venderse y comprarse los vehículos anteriores a 1959.

Tampoco se limita la cantidad de medios automotores a adquirir por una misma persona: quien siendo propietario de un vehículo compre otro, no tiene que entregar ninguno, ni darle de baja.

Los vehículos de quienes abandonen el país sin haber dispuesto de ellos, podrán ser transmitidos a sus cónyuges, hijos o demás familiares hasta el cuarto grado de consanguinidad, los cuales no tendrán que abonar el valor del medio de transporte (aunque sí el Impuesto sobre Transmisión de Bienes y Herencias).

Para los extranjeros con residencia temporal en el territorio -a quienes sí se les fija un máximo de adquisición de dos vehículos durante su permanencia en el país-, existe la opción de ceder la propiedad a cónyuges e hijos, incluso a otro extranjero con residencia temporal cuando el bien sea importado; reexportar este, o traspasarlo al Estado mediante donación o compraventa.

La ruta de los trámites

Las notarías se convierten en la vía fundamental de estos procesos; pues a sus oficinas deben recurrir los interesados en formalizar el acuerdo de transferencia de propiedad, sin necesidad de ninguna otra autorización. Apenas se demanda presentar a esta instancia la titularidad del bien, y su certificado de inscripción en el Registro de Vehículos.

En la fijación del precio se elimina el matiz subjetivo del proceso de tasación anteriormente realizado; el monto se acuerda entre las partes y se declara, siempre en pesos cubanos (CUP) ante el notario. Ofrecer verazmente esta información es una garantía para quien se deshace del bien y quien lo adquiere: el primero, porque justifica de forma legal un ingreso que usará en el futuro; el segundo, porque deja constancia del valor de su inversión ante posibles reclamos judiciales.

No obstante, el notario cuenta con una tabla de valores referenciales mínimos por clases y edades de los vehículos -incluida en el Decreto 292-, los cuales se tomarán como base para el cálculo de los tributos cuando el precio alegado por los concurrentes sea inferior a estos.
Ahora, es importante aclarar que estos valores referenciales no son los precios de venta. Las personas acuerdan el precio, no importa el año de fabricación del vehículo.

El comprador también debe hacer constar, mediante declaración jurada, que su dinero es lícito, y si ya posee otros medios de transporte.

En cuanto a trámites, solo será necesario un paso adicional y previo en el caso de los vehículos cuyos propietarios salgan del país sin haber donado o vendido su vehículo.

Quienes se consideren beneficiarios (copropietarios, cónyuges e hijos, demás familiares hasta el cuarto grado de consanguinidad), deberán presentar al Ministerio de Transporte los documentos que certifiquen el vínculo matrimonial o el parentesco, la titularidad sobre el medio, la constancia oficial de salida del país del propietario, así como la inscripción correspondiente en el Registro de Vehículos.

Las personas con derecho a presentar la solicitud de transmisión de la propiedad podrán iniciar los trámites en el período de un año a partir de la fecha en que el titular haga su salida del país. Según el artículo 12 del mencionado Decreto: “En el caso de las personas naturales cubanas, este término es aplicable a partir de la fecha en que son consideradas emigradas por el órgano de inmigración y extranjería.”

Una vez realizada la solicitud con todos los documentos necesarios, el bien se declara en depósito, y a partir de esta fecha el Ministro de Transporte cuenta con 60 días hábiles para dictar resolución sobre la transmisión de la propiedad.

Pago de tributos

Al concluir el proceso notarial, los participantes en la compraventa o los beneficiarios de la donación pagarán sus correspondientes tributos, en un lapso de 30 días.

El nuevo propietario del vehículo, ya sea por la vía de la compra o de la donación, abonará el Impuesto sobre Transmisión de Bienes y Herencias: el 4 % del valor declarado, o del referencial mínimo, según se aplique. En el caso de un comprador que ya tuviera otro medio automotor, la base del impuesto a pagar será el valor pactado, o el mínimo referencial asumido, incrementado en un 50 % por cada vehículo en posesión.

El que vende, por otra parte, tendrá que tributar el 4 % de la cuantía recibida a cambio del bien, por concepto de Impuesto sobre Ingresos Personales.

Por ejemplo: si para un auto de más de 15 años el vendedor y el comprador acuerdan un precio de 20 000 CUP, esa será la base para el cálculo de los tributos, pues la cifra es mayor al valor referencial mínimo dispuesto para este tipo de vehículo (el cual es de 10 200 CUP, según la tabla anexa al Decreto 292).

En este caso, tanto el impuesto a pagar por concepto de Transmisión de Bienes y Herencias como por Ingresos Personales, es de 800 pesos cubanos (el 4 % de 20 000). Ahora, si el comprador ya posee otro medio de transporte, para calcular su impuesto se incrementa la base en un 50 %; o sea, en lugar de ser el 4 % de 20 000, sería de 30 000.

Tras cumplir con su deber tributario, en un tercer paso, el comprador o beneficiario de la donación deberá inscribir el medio de transporte en el Registro de Vehículos correspondiente a su domicilio, también en un plazo de 30 días siguientes al acto de transmisión.

Parada necesaria

Como ya se mencionó, la política aprobada por el VI Congreso del Partido Comunista estableció la compraventa de medios automotores entre particulares; por tanto, lo referente a la adquisición de vehículos a través de entidades comercializadoras mantiene las mismas especificidades. Solo que ahora el control de este proceder -llevado por el Ministerio de Finanzas y Precios- pasa al Ministerio de Transporte (MITRANS), como organismo rector de la actividad del transporte.

La entrada en vigor de estas normas evidencia otro avance en el largo y empinado camino de materializar la política económica y social aprobada por el VI Congreso del Partido para nuestra nación; proceso en el que las decisiones se toman sin la prisa que da lugar a errores, pero sin pausa. El conocimiento a fondo de lo regulado, su implementación correcta y ordenada, devienen, ahora, pasos decisivos.

VALORES REFERENCIALES EN PESOS CUBANOS (CUP) DE LOS MEDIOS DE TRANSPORTE POR CLASES Y EDADES

CLASE

Hasta 5 años

Más de 5 años hasta 15 años

Más de 15 años

Moto

10 600

5 300

2 650

Auto

40 800

20 400

10 200

Jeep

53 600

26 800

13 400

Panel

70 100

35 050

17 525

Microbús

85 300

42 650

21 325

Camioneta

58 600

29 300

14 650

Camión

161 100

80 550

40 275

Cuña

199 200

99 600

49 800

Arrastre

35 800

17 900

8 950

Ómnibus

162 700

81 350

40 675

(Tomado de Granma).

Cuba autoriza compra-venta de autos (+ Gaceta)

Las autoridades cubanas autorizaron la compra y venta de autos, una de las medidas más esperadas de la actualización del modelo económico del país, según Gaceta oficial publicada este miércoles. El Decreto 292 del Consejo de Ministros establece una serie de regulaciones para poner en marcha “la transmisión de la propiedad de vehículos por compra-venta o donación” entre cubanos que viven en la isla y extranjeros residentes permanentes o temporales. Se podrá comprar carros nuevos en entidades comercializadoras a los cubanos que obtengan ingresos en divisas o pesos convertibles -equivalente al dólar- por “su trabajo en funciones asignadas por el Estado o en interés de éste”, para lo cual deben tener permiso del Ministerio de Transporte. Según el texto, la autorización se entregará “una vez cada cinco años” a partir de la entrada en vigor del decreto este miércoles. En el caso de los extranjeros residente permanentes o temporales podrán comprar los autos en Cuba o importarlos, con un límite de hasta dos durante su estancia en la isla. Hasta ahora los cubanos solo podían comprar y vender los modelos de antes del Triunfo de la Revolución de 1959, casi todos de fabricación estadounidense, conocidos popularmente como “almendrones”. Decenas de miles de profesionales, que pudieron comprar autos soviéticos otorgados por su trabajo antes de 1990, podrán venderlos a cualquier cubano o extranjero residente, que podrá tener más de un vehículo. También estarán incluidos autos modernos, que durante los últimos años, han podido importar o comprar de segunda mano artistas y deportistas, así como médicos que han cumplido misiones en otros países, como Venezuela. Los cubanos que emigren podrán vender sus autos antes de marcharse o transferirlos a sus familiares en la isla. La medida entra en vigor a partir de este miércoles y está incluida en más de 300 medidas derivadas de los Lineamientos del VI Congreso del Partido Comunista, aprobados en mayo de este año. (Con información de AFP)

Descargue la Gaceta Oficial No.31: Decreto 292 del Consejo de Ministros

Cuba: Nueva política para la compra venta de automóviles

Por: Yaima Puig Meneses

Tal y como recogen los Lineamientos aprobados en el VI Congreso del Partido, se ha trabajado para restablecer la compraventa de medios automotores entre particulares. Dando cumplimiento a esta orientación, en la pasada reunión del Consejo de Ministros se informó sobre la política que seguirá el país para la transmisión de la propiedad de los vehículos de motor entre personas naturales.

El rediseño prevé, que tanto personas naturales cubanas con domicilio en el país como los extranjeros residentes permanentes en Cuba, tendrán igual tratamiento. En ambos casos -y siempre que sea de otra persona natural-, podrán adquirir más de un vehículo sin importar su año de fabricación. De esta forma, se elimina la prohibición existente de que solo podían ser objeto de compraventa o donación de la propiedad los equipos anteriores a 1959.

Asimismo, se suprime la restricción de que las personas naturales que recibieran autorización para comprar un vehículo y fueran propietarias de otro debían traspasar este último al Estado o darle baja.

Bajo los nuevos preceptos, los vehículos que sean propiedad de personas que abandonen definitivamente el país sin antes haber dispuesto de ellos, podrán ser transmitidos a su cónyuge o a los familiares hasta el cuarto grado de consanguinidad -hijos, nietos, padres, hermanos, tíos, sobrinos y primos-, los cuales pagarán un Impuesto sobre la Transmisión de Bienes sin tener que abonar el valor del equipo; solo excepcionalmente estos vehículos pasarán al patrimonio estatal.

Por otra parte, los extranjeros que tengan residencia temporal en el país podrán transmitir la propiedad de sus vehículos a su cónyuge e hijos, aunque si lo desean, se mantiene la posibilidad de venta o donación al Estado, así como la reexportación.

En el Consejo de Ministros se conoció además, que se mantiene el pago del Impuesto sobre la Transmisión de Bienes y Herencias, cualquiera que sea la variante por la cual las personas adquieran estos equipos. Para el cálculo de este impuesto se establecerán valores referenciales por clase y año de fabricación, aplicables cuando el importe no es declarado por las partes o es menor que este.

De igual forma se precisa que, a partir de la implementación de la política, los trámites de transmisión de la propiedad se realizarán ante un notario. Con ella se procura que disminuyan las prohibiciones administrativas y que durante años propiciaron la ocurrencia de innumerables violaciones.

(Tomado de Granma)

Compraventa de viviendas y autos permitidos en Cuba antes de fin año

La Habana, 1 jul (PL) La compraventa de viviendas y automóviles será permitida en Cuba antes de concluir este año, de acuerdo con la reseña publicada hoy por la prensa del Consejo de Ministros realizado el pasado fin de semana.

En lo referido a los inmuebles se diseñó una política para simplificar las gestiones de cualquier acto de transmisión de la propiedad, al traspasarlo de la esfera administrativa a la notarial, dijo el rotativo Granma.

También se pretende disminuir las prohibiciones establecidas que durante años propiciaron la ocurrencia de innumerables violaciones y se quiere contribuir a la solución del problema habitacional del país.

El informe reconoció que no se ha podido avanzar con la agilidad deseada por la necesidad de revisar el contenido de unas 188 disposiciones legales vigentes relacionadas con el tema, la mayoría de carácter administrativo.

Sin embargo, las normativas jurídicas se encuentran en una fase avanzada de elaboración y están bien definidos los preceptos de la política que se pretende poner en práctica antes de finalizar 2011.

El propósito es presentar una disposición para que las gestiones de los ciudadanos no sean entorpecidas por regulaciones burocráticas que propicien la repetición de las manifestaciones de ilegalidades y corrupción, explicó el rotativo.

Tal actualización del régimen legal en el rubro traerá consigo la confección de una nueva Ley General de la Vivienda.

Entre los principios defendidos se cuenta que ninguna persona podrá ser propietaria de más de una vivienda, y serán sujetos de esa legislación todos los ciudadanos cubanos y los extranjeros residentes permanentes en el país.

Para todos los trámites -que incluyen la compraventa, donación, permuta, cambio de dueño por fallecimiento, salida al exterior o divorcio- se requerirá la actualización del Título de Propiedad y la tasación del inmueble y la inscripción en el Registro de la Propiedad.

Igualmente deberán formalizar el trámite directamente ante notario en el lugar donde está enclavado el inmueble y se pagará el Impuesto sobre la Transmisión de Bienes y Herencias.

En el caso particular de la compraventa, el vendedor deberá haber liquidado sus deudas y el pago se realizará a través de una agencia bancaria, por lo que al menos el comprador deberá abrir una cuenta.

La política diseñada con los vehículos de motor â�öque debe comenzar a implementarse también antes de concluir 2011â�ö permite la donación y compraventa con independencia del año de su fabricación, una opción que hasta ahora solo permitían a los producidos antes de 1959.

Para su implementación fue necesario analizar más de 40 prohibiciones o limitaciones vigentes para la transmisión de la propiedad entre personas naturales, las que quedarán obligadas a pagar el Impuesto sobre la Transmisión de Bienes y Herencias.

Con el propósito de evitar la tasación individual de los vehículos, y contar con un valor mínimo para el cálculo del referido gravamen, se establecieron valores referenciales por clase y año de fabricación aplicables cuando el importe no es declarado o es menor que este.

Durante la reunión el presidente cubano, Raúl Castro, exhortó a preparar bien a los encargados de ambos procesos para facilitar los trámites de la población.

A %d blogueros les gusta esto: