Ganar terreno sin venderle el alma al diablo

Por: La Joven Cuba

image-germany-flag-wallpaperSi mañana la CIA, la NSA o la mismísima FNCA invitara a un evento donde pudiéramos hablarle a un grupo de personas sobre la realidad cubana, no dudaríamos un momento en asistir. Ellos podrán tener sus intenciones, pero no podrán poner en nuestra boca palabras que no queramos decir. Replegarse, esconderse, atrincherarse no puede ser la solución, cuando desde hace tiempo sabemos que esta guerra es de estrategia e ideas.

La cuestión no es aceptar o no las “armas del enemigo” sino el uso que se les da. Una de las razones por las que el gobierno de los Estados Unidos no ha podido cumplir sus sueños de crear una oposición real en Cuba es porque sus acólitos han actuado solo por dinero. Siguiendo la voz del amo y sin opiniones propias. Seguramente anhelan encontrar gente joven que quiera oponerse a la Revolución por convicción, pero les va costando mucho trabajo.

Por esto días se crea la polémica sobre la asistencia de un grupo de cubanos a un evento en Alemania y de proyectos periodísticos relacionados con el mismo. El problema no es el evento en sí, sino lo que hay detrás del mismo. Si existen pruebas de que Reporteros sin Fronteras está detrás de eso, pues que se denuncie, pero que no se intente crucificar a los asistentes al evento solo por estar. ¿O seguiremos creando daños colaterales en Cuba?

La izquierda siempre estará en desventaja en cuanto a atención mediática se refiere. No creemos en la teoría de que asistir a un evento de la Derecha lo legitime. Si no vamos nosotros entonces quedará ese espacio ahí para que lo llene otro, con un mensaje que nos haga daño.

Es derecho de cada cual aceptar o no el dinero que le brinden. Su inteligencia y su conciencia le permitirán hacer lo correcto, incluso Fidel puede contarnos cómo se hace revolución con las armas del otro, lo que no está bien es burlarse de la inteligencia de los demás. Es legítimo que aquí en Cuba, un bloguero le diga a algún funcionario que seguirá escribiendo con responsabilidad y criticando lo mal hecho, pero decir en una entrevista en el exterior que “eso ya no me lo pueden prohibir”, parece más una bravuconería que un reclamo de derechos.

No está mal denunciar la subversión que se hace a nuestro intento de gobernarnos sin patronazgo foráneo, sin vergüenza porque eso “nos marque” pero al hacerlo debemos ser precisos y justos en no provocar los daños colaterales. Algunos textos escritos con demasiado entusiasmo pueden provocar un efecto menor y otras respuestas más emocionales que explicativas, incrementan las dudas. No olvidar que algunos se alimentan con este tipo de polémicas, adoptan una posición de víctimas y terminan atrayendo más seguidores. Lo más importante es siempre la obra que hace dada uno, qué contenido se genera y a quién beneficia.

Bienvenidos sean todos los espacios que podamos disputarle a los oportunistas que antes hablaban a nombre de un país que no comulga con ellos y su versión extremadamente negativa de nuestra realidad.

Acudamos entonces a estos escenarios pero conscientemente, que la ingenuidad a veces es normal y hasta conveniente pero ayuda poco al periodismo comprometido (no es lo mismo que dócil) que tanto necesitamos en Cuba. Hay que ganar terreno evitando venderle el alma al diablo y evitar que surja un Fausto pero siempre con el cuidado de no ser injustos con jóvenes valiosos para construir este país. Al menos esta es nuestra filosofía de vida.

Eusebio Leal: “Cuba es antiimperialista, no antiestadounidense”

Foto: Alexis Rodríguez.

Foto: Alexis Rodríguez.

Cuando faltan pocos días de que la bandera estadounidense ondee en su nueva embajada de La Habana, el historiador de la ciudad, Eusebio Leal, subrayó que en Cuba nunca ha habido un “sentimiento antiestadounidense, sino un sentimiento antiimperialista”.

“El cubano siempre ha entendido bien esa sutileza. Muchas cosas nos unen en la historia y en cuanto a cultura”, afirmó Leal, una especie de alcalde de la capital cubana y el principal impulsor de la restauración de La Habana Vieja, el centro histórico de la ciudad, que es uno los principales atractivos turísticos de la isla.

Leal, que formó parte de la comitiva cubana que el pasado 20 de julio viajó a Washington a la ceremonia de la apertura de la embajada, insiste en que la normalización entre Cuba y EEUU es “necesaria”, pero queda todavía por delante un “largo proceso en el que tendrán que ponerse en claro una serie de cuestiones que no lo están todavía”.

“Nosotros, los agraviados, porque el bloqueo sigue intacto todavía, fuimos los primeros en ir allí a levantar nuestra bandera”, señaló Leal, quien apuesta por una relación entre ambos países basada en el “respeto y siempre a partes iguales”.

Con las embajadas ya abiertas y, después de que el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, presida el 14 de agosto en La Habana la ceremonia del izado de la bandera de las “barras y estrellas”, se abrirá el camino a la segunda fase de la normalización de las relaciones entre ambos países, para lo que quedan todavía “infinitos pasos”.

“Lo que pasa es que no todo tiene que ser público. Hay cosas que de manifestarse lo que son levantarían dificultades demasiado recias. Esto tiene que resolverse así, delicadamente y sin sensacionalismo”, precisó Leal, quien también es diputado en la Asamblea Nacional.

La relación Cuba-EEUU irrita todavía a algunos sectores, especialmente a la extrema derecha de origen cubano en Miami, por lo que Leal apuesta por la discreción y considera que uno de los “secretos mejor guardados de la historia de ambos países” fueron las negociaciones secretas que mantuvieron durante 18 meses con la mediación del Vaticano y del papa.

También opina que las acciones orquestadas por el presidente Barack Obama de acercamiento a Cuba han sido “valientes”, encaminadas a tratar de dejar un “legado positivo” y “alcanzar en las postrimerías, lo que le otorgaron las vísperas”, en referencia a la polémica y prematura para algunos concesión a éste del Premio Nobel de la Paz en 2009.

Sobre las elecciones presidenciales previstas en EEUU para el próximo año, sin dar nombres señaló que, aunque no vota, sí hace “campaña para evitar que las partes más reaccionarias y conservadoras, que han aborrecido hasta la sangre que llevan, puedan en un determinado momento predominar”.

“La corriente actual en esta parte del mundo favorece esto, que se mantenga el cambio; se mantenga lo sensato, lo positivo”, señaló Leal, un giro que a priori parece que tiene su continuidad garantizada con la candidata demócrata Hillary Clinton, quien la semana pasada se mostró en Miami partidaria de levantar el embargo y profundizar en el acercamiento a Cuba.

Brasil: Ir a las elecciones con un programa de izquierda y gobernar con otro de derecha

La estrategia parece ser esa: ir a las elecciones con un programa de izquierda y gobernar con otro de derecha.

La estrategia parece ser esa: ir a las elecciones con un programa de izquierda y gobernar con otro de derecha.

por Guillermo Rodríguez Rivera
En unos pocos días el pueblo brasileño tendrá que enfrentar una de las encrucijadas más importantes de su historia.
Después de tres períodos de gobierno popular (dos de Lula y un tercero de su sucesora Dilma), el próximo 5 de octubre deberá concurrir a las urnas para optar entre varios candidatos a regir un nuevo período presidencial, pero son solo dos las que todos los analistas han definido como competidoras con oportunidad de vencer: la presidenta Dilma Roussef, que aspira a un nuevo período de gobierno para el PT, y la socialista Marina Silva, que muchos valoran como posible ganadora de efectuarse una segunda vuelta electoral.
Marina Silva, mestiza y de origen humilde, fue militante del Partido de los Trabajadores, llegando a ocupar el ministerio de asuntos medioambientales bajo la presidencia de Lula. Por criterios encontrados con el presidente en torno al destino de la Amazonía brasileña, Silva no solo abandonó la cartera ministerial que desempeñaba sino el mismo Partido de los Trabajadores en el que hasta entonces había hecho su vida política. Se hizo líder de un partido ecologista que levantó las simpatías de muchos brasileños, pero, me parece que buscando fomentar mejor su carrera pública, se unió rápidamente al llamado Partido Socialista brasileño.
La muerte del aspirante socialista a la presidencia, la dejó como lógica candidata en las elecciones del próximo 5 de octubre. Súbitamente, Marina Silva se ha visto como posible presidenta de Brasil y me parece que esa posibilidad repentina ha sepultado a la líder ecologista para hacer surgir a quien ha devenido la única posibilidad de los Estados Unidos y de la derecha de Brasil de intentar sepultar la obra de Luis Inacio Lula da Silva y de la verdadera izquierda brasileña.
Los políticos derechistas han gobernado demasiado tiempo en el mundo y permanentemente han trabajado para los poderosos. La crisis moral de la derecha apareció con toda claridad cuando, hace ahora más de treinta años, Felipe González ganó la presidencia de España prometiendo a sus electores que nunca ingresaría en la OTAN, y entrar en esa alianza militar fue el primer acto de su gobierno. Barack Obama prometió un cambio con respecto al gobierno militarista de Bush, protección a los inmigrantes y ha concluido haciendo casi  lo mismo que su predecesor.
La estrategia parece ser esa: ir a las elecciones con un programa de izquierda y gobernar con otro de derecha.

A Marina Silva se le ven demasiado las costuras. Sabe que no ganaría una segunda vuelta sin los votos de la derecha brasileña y que, en el poder, sepultaría las conquistas populares que Lula y Dilma han llevado al gobierno. Ella es la enmascarada alternativa de la reacción. 

La extrema derecha manipula a jóvenes en Venezuela

actos-embajada

Al referirse a los actos que protagonizaron siete jóvenes estudiantes del país frente a la embajada de Cuba, el internacionalista Basem Tajeldine destacó que éstas personas están siendo conducidas por una falsa propaganda de la derecha venezolana, la cual quiere hacer ver que Cuba está dirigiendo los destinos políticos de nuestros país.

“Ya era hora de que el Estado colocara coto a esta situación (…) se actuó con contundencia del caso. Estos muchachos tiene que hacerse responsable. Ellos están siendo conducidos por lafalsa propaganda de que Cuba es la que está guiando el destino político de Venezuela”.

Hizo énfasis en que no tiene mayor explicación lo que estos jóvenes hicieron ya que en contraposición a esas acciones en Venezuela existe un Estado constituido, un gobierno legítimamente constituido. “Esta el Comandante Chávez afrontando la enfermedad, existe un Vicepresidente y el resto de las instituciones amparadas para llevar adelante todo este proceso”.

#HoyGanaChavez : Cuidado con la derecha venezolana: está muy segura de la victoria

Varias matrices circulan en el espectro mediático actual que pretenden desconocer las posibilidades reales del presidente Chávez de salir reelecto en las elecciones de este 7 de octubre. ¿Cuáles son las etiquetas que más se manejan?
El cáncer que padece Chávez es usado como elemento para generar confusión en el electorado. Según

esta opinión, de salir reelecto no podrá llevar adelante el país, pues aún está enfermo y perderá facultades intelectuales paulatinamente, un proceso que puede generar inestabilidad en el país.

La dependencia del petróleo es otra de las variables que funciona reiteradamente. Se acude una y otra vez a la misma para mostrar un Estado en crisis, incapaz de diversificar su economía y dilapidando el tesoro público en obras sociales.

Un desgaste de 14 años de ejercicio de gobierno, también es usado para presentar a unos dirigentes incapaces de solucionar los problemas reales y apuestan por mostrar las fallas del milagro rojo bolivariano.

La institucionalidad de la Revolución Bolivariana es contrapuesta al estado del derecho que debe reinar en la normalidad del país. Para la derecha, la Constitución y las leyes están por debajo de los propósitos del Partido Socialista Unido de Venezuela y su actual líder.

Acuden al Ejército como institución honorable de la sociedad venezolana e intentan presentarlo ajeno a la revolución liderada por Hugo Chávez. El mismo protege el cauce electoral del país y funciona como garante de las libertades y la legitimidad de la nación. No harán nada en contra de la derecha, en caso de resultar ganador su candidato, piensan esta gente.

Y por último, advierto a los internautas que siguen las elecciones venezolanas, Roger Noriega, siniestro personaje de la política de Estados Unidos hacia Latinoamérica, ha mostrado la cara. De este señor puede esperarse todo lo negativo. Ojo con la embajada de Estados Unidos en Venezuela hoy, y con todas esas matrices de opinión que hemos denunciado aquí. Es un momento crucial en la historia de la humanidad. Dos proyectos de país están en las urnas: el neoliberalismo brutal proimperialista y un socialismo participativo de profunda raíces humanistas.

Paraguay: ¿conjura de la derecha?

Editorial del diario La Jornada, de México

La Cámara de Diputados de Paraguay aprobó ayer, casi por unanimidad y en una sesión de apenas cinco horas, el inicio de un juicio político contra el presidente de ese país, Fernando Lugo, por presunto mal desempeño de sus funciones. El mandatario afirmó en un mensaje televisivo que no va a presentar renuncia al cargo, dijo que se someterá con absoluta obediencia a la Constitución y las leyes a enfrentar el juicio político con todas sus consecuencias, y denunció que la voluntad popularestá siendo objeto de un ataque inmisericorde por sectores que siempre se opusieron al cambio para que el pueblo sea protagonista de su democracia.

La crisis política que enfrenta el gobierno de Asunción tiene como punto de quiebre los violentos sucesos ocurridos el pasado viernes en la localidad de Curuguaty, donde murieron 17 personas -11 campesinos y seis policías- tras el intento de invasión a una hacienda. Hasta ayer, el episodio se había saldado con la dimisión de cinco ministros del gobierno y del jefe de la Policía Nacional y con la entrega del Ministerio del Interior al derechista Partido Colorado, que antes de la llegada de Lugo al poder, en 2008, había gobernado Paraguay durante seis décadas, incluida la cruenta dictadura militar de Alfredo Stroessner (1954-1989).

Con todo lo condenable que pueda resultar el hecho de violencia referido, resulta por principio improcedente la pretensión de atribuir responsabilidad directa por el mismo al mandatario paraguayo, sin aguardar a los resultados de las pesquisas judiciales correspondientes; adicionalmente, la celeridad con que los legisladores de la oposición resolvieron la solicitud de juicio político contra Lugo hace suponer que se trata de una maniobra amañada de origen y que, más que a un afán de justicia, obedece a la intención de derrocar a una autoridad nacional democráticamente electa, a pocos meses de la realización de elecciones generales en Paraguay, y de subvertir la institucionalidad democrática en aquel país, en forma similar a como se ha intentado en otras naciones de la región, como Venezuela, Ecuador y Bolivia, y como logró hacerlo la oligarquía hondureña, aliada a sectores políticos y empresariales de Washington, en junio de 2009.

El episodio es ilustrativo de las dificultades que enfrentan los gobiernos progresistas en América Latina para hacer frente a los remanentes de poderes oligárquicos que se niegan a perder sus privilegios históricos y cuyas caras visibles son, en el caso de Paraguay, los propios legisladores del Partido Colorado, que mantienen control en ambas cámaras tras la reciente adhesión del Partido Liberal Radical Auténtico -aliado del gobierno hasta la semana pasada- a los intentos por destituir a Fernando Lugo. En los pasados tres años la confrontación entre el gobierno popular de Paraguay y la oposición derechista ha implicado no sólo recurrentes amagos de juicio político contra el primero, sino también el bloqueo sistemático a las políticas de transformación social, política y económica propuestas por el mandatario para superar los inveterados rezagos que padece Paraguay, y que lo mantienen como el segundo país más pobre del cono sur.

En tal circunstancia, y ante el previsible resultado de la votación que se desarrollará hoy en el Senado de ese país, el respaldo a las autoridades de Asunción y a las muestras de apoyo social que éstas han recibido en horas recientes constituye un deber de todos los gobiernos y las sociedades latinoamericanas, tanto por congruencia y solidaridad democrática como con el propósito de preservar la institucionalidad democrática y las soberanías nacionales de la región.

Tomado de Cubadebate

EE.UU.: ¿Una derecha para morirse de risa?

DAVID BROOKS

La derecha está desatada en este país a tales extremos que, si uno se olvida un momento de las devastadoras consecuencias, hasta podría morirse de risa. Por ejemplo, cuando la legislatura derechista del estado de Carolina del Norte se enteró de que los científicos pronostican que el nivel del mar subirá un metro para finales de siglo, lo cual podría implicar la destrucción del desarrollo costero (un área de más de 5 000 kilómetros cuadrados), hicieron lo obvio y tomaron medidas preventivas de inmediato: prepararon un proyecto de ley para prohibirle al océano que hiciera tal cosa.

El proyecto de ley, el cual se pronostica que será aprobado, ordena que de aquí en adelante las agencias gubernamentales del estado solo pueden emplear los informes realizados sobre la base de las tendencias históricas, lo cual obliga que se reduzca el cálculo a un incremento del nivel del mar de solo poco más de 38 centímetros (en lugar de un metro) para finales de siglo, reportó el Charlotte Observer (uno de los principales rotativos del estado). O sea, prohíben incluir los efectos del calentamiento climático insistiendo que no hay pruebas científicas para ese fenómeno, algo que cristianos fundamentalistas y otros ultraconservadores promueven a nivel nacional. Un geólogo universitario en el estado comentó ante esto: “Uno no puede legislar al océano, no puedes legislar tormentas”.

No es el primer lugar donde políticos han decidido anular la ciencia. De hecho, en varios estados hay leyes que obligan a las escuelas a enseñar la teoría del creacionismo (la versión bíblica de la creación de la Tierra) junto con la teoría de Charles Darwin.

Pero hay otras muestras del humor ultraderechista. Por ejemplo, en Florida y varios otros estados hay intentos para “defender el voto” contra el fraude haciendo justo lo opuesto: negando el voto a ciertos sectores. El gobierno estatal de Florida, controlado por republicanos, inició un proceso para “purgar el padrón” hasta de 180 mil votantes potencialmente legítimos. No por casualidad casi todos en comunidades que favorecen a demócratas. Fue tan obvia la maniobra que el Departamento de Justicia federal ordenó la suspensión de lo que no era nada menos que rasurar el padrón. Texas está haciendo algo parecido. De hecho, en el 2011, unas 34 legislaturas estatales introdujeron proyectos de ley con esta intención, todos bajo el pretexto de defender contra la amenaza de fraude. Todas las iniciativas son promovidas por una agrupación de millonarios conservadores y legisladores dedicados a formular leyes ultraconservadoras contra comunidades minoritarias, inmigrantes y sindicatos.

Muchos de estos millonarios, como los famosos hermanos David y Charles Koch, fueron los que invirtieron millones para defender exitosamente la gubernatura de Scott Walker en Wisconsin para que continuara con su ofensiva contra los sindicatos del sector público, lo cual forma parte de un esfuerzo nacional.

Ante años de iniciativas y propaganda antimigrante impulsada por estos mismos sectores conservadores, una nueva encuesta de CBS News registra que una mayoría de estadounidense está de acuerdo con la controvertida ley antimigrante y racista de Arizona (52 %) contra el 33 % que dicen que es demasiado extrema, demostrando qué tan efectiva ha sido la retórica ultraderechista antimigrante en este país.

La derecha también estrena nuevas maneras de enfrentar a ambientalistas y críticos del capitalismo salvaje. Una ambientalista que testificó ante el Comité de Recursos Naturales de la Cámara de Representantes en Washington preparó material para demostrar el efecto negativo de la industria minera de carbón y sus prácticas de destruir las cimas de montañas sobre las comunidades, incluyendo una foto de una niña bañándose en agua turbia contaminada por el carbón. Legisladores republicanos no solo impidieron que la mostrara, sino que llamaron a la policía del Capitolio y la acusaron de pornografía infantil. La policía la liberó después de que ella les mostró que era una niña de cinco años bañándose en aguas contaminadas, y que eso era lo ofensivo.

Por otra parte, estas mismas fuerzas conservadoras tratan de defender a los superhéroes de los comics. La organización conservadora One million moms(Un millón de madres) ha lanzado una campaña para detener la homosexualidad en revistas de historietas ante la noticia que DC comics está a punto de revelar que una de sus figuras más famosas es gay (la especulación es que podría ser Batman, Linterna Verde o la Mujer Maravilla), reportó el periódico The Guardian. No solo eso, otro superhéroe de los X-Men de la empresa Marvel comics podría contener un matrimonio gay. Eso, aparentemente, es una gran amenaza a la civilización, según los conservadores. Vale señalar que el mismo grupo sufrió una derrota al intentar detener un cómic de Archie que incluía un matrimonio gay.

Para la derecha, todo esto es una gran guerra sagrada, y casi en todos estos intentos usan vocabulario bíblico e imágenes religiosas para defender lo que entienden como su América. De hecho, la semana pasada hubo una manifestación de conservadores frente al Capitolio en favor de “la libertad religiosa”, donde se reafirmó que entre las grandes batallas está continuar la lucha contra el aborto y los programas de salud que incluyan mecanismos de contracepción. El famoso exlegislador ultraderechista Robert Dornan afirmó que una reelección de Barack Obama sería “apocalíptica”, reportó el Washington Post.

Hay innumerables ejemplos más de la ofensiva derechista en este país. Aunque uno primero puede morirse de risa por algunas de estas hazañas y sus justificaciones, después uno empieza a escuchar la risa macabra y triste de los muertos y dañados por los efectos actuales y potenciales de todo esto. De repente, ya no es chistoso. 

(Tomado de La Jornada, de México)

A %d blogueros les gusta esto: