Cuba: Gaceta Oficial publica medidas rumbo a unificación monetaria y cambiaria

unificacion-monetaria

Como se anunció en la Nota Oficial del pasado 22 de octubre del 2013, el Consejo de Ministros acordó poner en vigor el cronograma de ejecución de las medidas que conducirán a la unificación monetaria y cambiaria, en cumplimiento del Lineamiento No. 55 de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, aprobado por el VI Congreso del PCC.

En el propio enunciado del Lineamiento se reconoce la complejidad de este proceso y se aborda el mismo desde una perspectiva integral que propicia el reordenamiento del entorno monetario de nuestra economía.

Como parte de las medidas que se adoptan, en el día de hoy han sido publicadas en la Gaceta Oficial Extraordinaria No.12 del año 2014, las resoluciones No. 19, 20 y 21, del Ministerio de Finanzas y Precios, que establecen las normas contables y las metodologías para la formación de los precios mayoristas y minoristas para las personas jurídicas, es decir las entidades, que deberán aplicarse a partir del momento en que en el país se decrete la unificación monetaria.

Con vistas a capacitar a todos los cuadros, directivos y trabajadores de las áreas económicas que deberán implementar las regulaciones que hoy se publican, se han efectuado seminarios en todo el país por parte de los compañeros del Ministerio de Finanzas y Precios.

Las nuevas metodologías de precios contribuyen a la solución de un conjunto de problemas existentes en la economía, como la conexión de los precios internos con el comportamiento del mercado internacional; la continuidad de los precios minoristas desde los mayoristas; la posibilidad de aplicar procedimientos financieros con incidencia en los precios; la transparencia en la aplicación de los subsidios, entre otros.

En las metodologías de los precios mayoristas y minoristas se introducen modificaciones que incentivan la competitividad de los productores nacionales, favorecen las exportaciones y la sustitución de importaciones, así como contribuyen al incremento de la eficiencia empresarial.

Por su parte, los procedimientos contables permitirán que los estados financieros de las empresas y unidades presupuestadas reflejen de manera más objetiva su gestión, que ayuden a la toma de decisiones, y al uso de la contabilidad como herramienta de dirección.

Todo este proceso conducirá a su vez a una asignación más eficiente de los recursos financieros que otorga el Presupuesto del Estado para el funcionamiento de la economía.

Aun cuando lo establecido en las normativas se pondrá en vigor cuando el país funcione con una sola moneda, las entidades deberán prepararse desde ahora en esas materias. Tendrán la posibilidad de capacitar al personal, efectuar modelaciones para analizar la forma en que quedarán los estados financieros en un ambiente de unificación monetaria, identificar las dificultades que enfrentan para asimilar las transformaciones inducidas por las nuevas normativas y anticiparse en la búsqueda de su solución, entre otros aspectos.

Estas normativas constituyen las primeras regulaciones que se emiten en materia de precios y contabilidad, como parte del complejo camino de la unificación monetaria.

Cuba: Nota Oficial. Se avanzará hacia la unificación monetaria

Cuba_Dinero

El Lineamiento No. 55 de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, aprobado por el VI Congreso del PCC plantea: “Se avanzará hacia la unificación monetaria, teniendo en cuenta la productividad del trabajo y la efectividad de los mecanismos distributivos y redistributivos. Por su complejidad, este proceso exigirá una rigurosa preparación y ejecución, tanto en el plano objetivo como subjetivo”.

En cumplimiento de dicho Lineamiento, ha sido acordado por el Consejo de Ministros poner en vigor el cronograma de ejecución de las medidas que conducirán a la unificación monetaria y cambiaria.

Como se ha informado, la unificación monetaria y cambiaria no es una medida que resuelve por sí sola todos los problemas actuales de la economía, pero su aplicación es imprescindible a fin de garantizar el restablecimiento del valor del peso cubano y de sus funciones como dinero, es decir de unidad de cuenta, medio de pago y de atesoramiento. Lo anterior, unido a la aplicación de las restantes políticas encaminadas a la actualización del modelo, propiciará el ordenamiento del entorno económico y en consecuencia la medición correcta de sus resultados.

Se dará inicio al proceso por la unificación monetaria, para las personas jurídicas y para las personas naturales.

Los principales cambios en esta primera etapa, se producirán en el sector de las personas jurídicas, a fin de propiciar las condiciones para el incremento de la eficiencia, la mejor medición de los hechos económicos y el estímulo a los sectores que producen bienes y servicios para la exportación y la sustitución de importaciones.

Se comenzará por un periodo de preparación de condiciones que permitirá la elaboración de las propuestas de normas jurídicas, los diseños de los cambios de los sistemas informáticos encargados de los registros contables y los ajustes en las normas de contabilidad. Será una etapa esencial igualmente para la capacitación de las personas que deben acometer la ejecución de las diferentes transformaciones.

El General de Ejército Raúl Castro Ruz en su discurso de clausura de la primera sesión ordinaria de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el pasado mes de julio, expresó sobre el proceso de implementación de los Lineamientos lo siguiente: “Deseo reiterar que en este frente de significación estratégica ha continuado el avance y ya comienzan a observarse los primeros resultados alentadores, aunque también es verdad que falta un largo y complejo camino para actualizar nuestro modelo económico y social, asegurando el apoyo mayoritario de la población a este proceso, lo cual excluye la utilización de terapias de choque y el desamparo de millones de personas que caracterizan a las políticas de ajuste aplicadas en los últimos años en varias naciones de la rica Europa”.

Al igual que ha sido una práctica aplicada en el transcurso de los años de la Revolución cubana, ninguna medida que se adopte en el terreno monetario, será para perjudicar a las personas que lícitamente obtienen sus ingresos en CUC y CUP. En este sentido, el proceso de unificación monetaria respeta los principios de que la confianza ganada por las personas que han mantenido sus ahorros en los bancos cubanos en CUC, otras divisas internacionales y CUP, se conserve intacta y que continuará aplicándose la política vigente de subsidios a precios minoristas y a personas donde sea necesario, en tanto las condiciones económicas del país lo requieran. El CUC al igual que el CUP son monedas cubanas emitidas por el Banco Central de Cuba y mantendrán su total respaldo.

En lo adelante se continuará extendiendo la posibilidad que hoy existe de aceptar en las tiendas que venden en CUC, pagos en CUP con tarjetas magnéticas denominadas en esta moneda.

Experimentalmente en lugares seleccionados se po-drán efectuar pagos en efectivo en CUP por el equivalente calculado a la tasa de cambio de CADECA de 25 CUP por 1 CUC.

De acuerdo con el avance de la ejecución del cronograma, se irán dando a conocer los detalles sobre las medidas que en cada momento correspondan, tanto a los especialistas de las entidades que deben participar en su implantación, como a la población.

A %d blogueros les gusta esto: