Dos medallas de Oro para Cuba en Londres2012

El cubano Leuris Pupo alcanzó la medalla de oro en la pistola de tiro rápido a 25 metros e igualó el récord mundial

La cubana Idalys Ortiz alcanzó la medalla de oro en la división de +78 kilogramos del judo de los Juegos Olímpicos de Londres 2012

Impresionantes imágenes: un hombre logró atravesar las cataratas del Niágara sobre un cable

Foto: Mark Blinch/ Reuters

 

NIAGARA FALLS, EEUU, 15 Jun 2012 (AFP) – El equilibrista estadounidense Nik Wallenda logró este viernes en la noche una histórica travesía de las Cataratas del Niágara caminando sobre un cable de acero, constató un periodista de la AFP.

Decenas de miles de espectadores lo aclamaron a su llegada del lado canadiense, luego de haber atravesado 550 metros en unos 30 minutos, a una altura de 60 m sobre el precipicio de las cascadas con el torrente más poderoso de Norteamérica.

Durante toda la travesía, Nik Wallenda, de 33 años, extremadamente concentrado, se comunicaba con su padre en tierra a través de un auricular que llevaba en el interior de su oído.

“Dios mío, es increíble, esto deja sin aliento”, declaró Wallenda poco después de iniciar su recorrido.

“Me siento realmente bien”, añadió, antes de decir que estaba “realmente mojado” y que tenía dificultades para ver a través de la espesa bruma que envuelve las cataratas.

La travesía del equilibrista fue filmada en directo por la cadena de televisión ABC, que transmitía además sus declaraciones.

A medida que se acercaba al lado canadiense, la muchedumbre le aplaudía cada vez más. Terminó su travesía corriendo y al llegar a su destino, saludó vigorosamente a los espectadores que lo esperaban.

Foto: Mark Blinch/ Reuters

Un asteroide de 48 metros “roza” la Tierra en Domingo de Ramos

La roca ha pasado a menos distancia que la que separa la Tierra de la Luna. Otro asteroide se acercará a nuestro planeta el 4 de abril

Un asteroide del tamaño de un avión de pasajeros, ha “rozado” la Tierra esta mañana de Domingo de Ramos. Su nombre científico es el 2012 EG5, y el verbo “rozar” no es demasiado exagerado esta vez. Este enorme pedrusco espacial ha estado más cerca que la Luna a su paso por la Tierra, a las 11.32 hora española.

La roca espacial tiene unos 48 metros, según el programa de seguimiento de objetos cercanos a la Tierra del JPL (Jet Propulsion Laboratory) de la NASA, y ha pasado a unos 230.000 kilómetros de la Tierra. Hay que tener en cuenta que Luna suele orbitar a unos 382.000 kilómetros, por lo que el 2012 EG5 ha estado a una distancia de 0,6 lunas.

Los astrónomos creen que los objetos que logran acercarse a menos de 3,5 veces la distancia de la Tierra a la Luna pueden sufrir alteraciones en su curso normal por la gravedad de nuestro planeta o de nuestro satélite, por lo que les vigilan con suma atención. En este caso, el asteroide 2012 EG5 viaja a una velocidad de 8,24 km/s.

El 2012 EG5 es el tercer asteroide que se ha acercado a la Tierra estos días. Dos más pequeños nos visitaron el pasado lunes. Uno de ellos estuvo a 154.000 kilímetros, mientras que el segundo, del tamaño de un coche, se quedó a solo 36.000 kilómetros.

Otra roca espacial, el asteroide 2012 FA57, descubierta el 28 de marzo, se acercará a la Tierra el 4 de abril. Pasará a una distancia un poco más allá de la órbita de la Luna.

Fuente: ABC.es

Una ola gigante de 35 metros podría arrasar las costas japonesas en caso de un violento terremoto

Vehículos y barcos arrastrados por la fuerza del tsunami, un año después de éste. (AFP, Toshifumi Kitamura)

TOKIO — Una ola gigante de 35 metros podría arrasar las costas japonesas en caso de un violento terremoto, estiman científicos japoneses, que revisaron en alza sus previsiones en materia de tsunamis después de la catástrofe del 11 de marzo de 2011.

En el caso de un seísmo de magnitud 9 en la fosa de Nankai, al sudoeste de las costas de Japón, inmensos sectores de las regiones costeras podrían quedar sumergidas por olas de más de 25 metros que afectarían desde Tokio hasta la isla Kyushu (sudoeste del país), indicó este equipo de científicos que depende del gabinete del primer ministro.

En la ciudad de Kuroshio, en la prefectura de Kochi (suroeste), el tsunami podría llegar a 34,4 metros, según los cálculos de este equipo, presentados en un informe publicado el sábado en la tarde.

La ola que golpearía la central nuclear de Hamaoka – actualmente fuera de servicio – en la prefectura de Shizuoka (centro), de una altura máxima de 21 metros, pasaría por encima del dique de 18 metros que está siendo construido, destacaron los científicos.

Durante proyecciones anteriores, que datan de 2003, el equipo había entregado un informe de estimación que decía que “en el peor de los casos” ningún lugar del Japón podría ser afectado por una ola de más de 20 metros.

En el seísmo de 11 de marzo de 2011, de magnitud 9, olas de 15 metros arrasaron las regiones costeras del noreste del país, mataron a 19.000 personas y provocaron en la central de Fukushima la mayor catástrofe nuclear desde la de Chernobyl (Ucrania) en 1986.

En su informe, los científicos japoneses destacan que la situación que evocan corresponde al “peor de los tsunamis posibles” y que “su eventualidad es extremadamente escasa”.

El Gobierno japonés tomará como base las conclusiones de estas investigaciones para elaborar medidas de urgencia, agregó el equipo científico.

Las nubes están más bajas que hace una década

Un satélite de la NASA descubre que las nubes están hasta 40 metros más bajas que hace una década, lo que puede tener importantes implicaciones en el clima mundial

En efecto, el ancestral miedo de que el cielo se desplome sobre nuestras cabezas se está haciendo realidad. Pero, por supuesto, no es exactamente el cielo lo que cae, sino las nubes. Un satélite de la NASA ha descubierto que las nubes de la Tierra están cada vez más bajas. En concreto, han perdido un 1% de su altura -de 30 a 40 metros- a lo largo de la última década. Este fenómeno tiene implicaciones potenciales para el clima mundial en el futuro. Según los científicos, de continuar este proceso, nuestro planeta podría enfriarse de manera más eficiente, reduciendo la temperatura de la superficie del planeta y «ralentizando potencialmente los efectos del calentamiento global».

Científicos de la Universidad de Auckland en Nueva Zelanda analizaron mediciones de la altura de las nubes tomadas durante diez años (de marzo de 2000 a febrero de 2010) por instrumentos de la nave espacial Terra de la NASA. El estudio, publicado recientemente en la revista Geophysical Research Letters, revela una tendencia general a la disminución de altura de las nubes. El promedio se redujo en alrededor de un 1% durante la década, es decir, de 30 a 40 metros. La mayor parte de la reducción se debió a un menor número de nubes que se producen a gran altura.El investigador principal, Roger Davies, explica que si bien el registro es demasiado pequeño para ser definitivo, proporciona un indicio de que algo muy importante podría estar pasando. Aunque es necesario realizar un seguimiento a más largo plazo para determinar la influencia de este proceso en las temperaturas globales.

EnfriamientoUna reducción constante en la altura de las nubes permitiría a la Tierra enfriarse al espacio de manera más eficiente, reduciendo la temperatura de la superficie del planeta y potencialmente ralentizando los efectos del calentamiento global. Esto puede representar un mecanismo de «retroalimentación negativa», un cambio provocado por el calentamiento global que, por extraño que parezca, ayuda a contrarrestarlo. «No sabemos exactamente lo que hace que las nubes disminuyan de altura», dice Davies. «Pero tiene que ser debido a un cambio en los patrones de circulación que dan lugar a la formación de nubes a gran altura».

La nave Terra seguirá recopilando datos para ver si esta tendencia continúa.

Vía ABC de España

Casi 20.000 asteroides de entre 100 y 1.000 metros rondan la Tierra

Las nuevas observaciones de un satélite indican que existen menos asteroides de tamaño medio que pasan cerca de la Tierra de lo estimado hasta ahora. Los datos también confirman que la NASA, en colaboración con otros observadores de todo el mundo, ha localizado más del 90% de los 981 asteroides de gran tamaño, cumpliendo así el mandato del Congreso de Estados Unidos de 1998.

Son unos 19.500 y no 35.000 los asteroides de entre 100 y 1.000 metros de diámetro, estiman los astrónomos, basándose en los nuevos datos. Esto puede indicar que el riesgo de colisión con la Tierra es menor de lo que se pensaba, pero, por otra parte, la mayor parte de estos asteroides, unos 15.000, siguen sin ser descubiertos, por lo que hacen falta más estudios para evaluar el riesgo. Los llamados asteroides cercanos a la Tierra son los cuerpos celestes que orbitan a una distancia máxima del Sol de 195 millones de kilómetros y se aproximan a la órbita terrestre.

Los resultados de las observaciones se publican en la revista Astrophysical Journal. “Este programa nos permite hacer una muestra mejor de la cantidad de asteroides cercanos a la Tierra y estimar de forma más precisa la población total”, dice Amy Mainzer, que ha dirigido el estudio. El telescopio del satélite Wise observó en infrarrojo más de 100.000 asteroides en el cinturón entre Marte y Júpiter, con unos 585 cercanos a la Tierra.

Entre los mayores de un kilómetro de diámetro los datos indican que existe un número ligeramente menor que el estimado y que se ha descubierto ya el 93% de ellos. Estos asteroides podrían tener consecuencias para toda la Tierra si colisionaran con el planeta. Ahora se calcula que hay unos 981 (antes unos 1.000) y se han encontrado 911, de los cuales ninguno amenazará la Tierra en los próximos siglos. Se cree que entre ellos están todos los asteroides de más de 10 kilómetros de diámetro, similares al que se supone que causó la extinción de los dinosaurios hace millones de años.

http://www.elpais.com/

A %d blogueros les gusta esto: