A causa del calentamiento global están aumentando las enfermedades respiratorias

Confieso que fue hace apenas 15 años que comencé a interiorizar verdaderamente la gravedad de aquellas primeras tímidas advertencias que hacían los climatólogos de que nos amenazaba un cambio de clima causado por el calentamiento global, a su vez provocado por los gases de efecto invernadero con que el hombre ha estado agrediendo a la naturaleza.

LOS FENÓMENOS METEOROLÓGICOS EXTREMOS OCURREN CADA VEZ CON MAYOR FRECUENCIA, COMO CONSECUENCIA DEL CAMBIO CLIMÁTICO. UN EJEMPLO DE ELLO FUE EL VÓRTICE POLAR QUE AFECTÓ A ESTADOS UNIDOS Y CANADÁ EN LA PASADA SEMANA, CON TEMPERATURAS TAN BAJAS QUE SE CONGELARON LAS CATARATAS DEL NIÁGARA.

LOS FENÓMENOS METEOROLÓGICOS EXTREMOS OCURREN CADA VEZ CON MAYOR FRECUENCIA, COMO CONSECUENCIA DEL CAMBIO CLIMÁTICO. UN EJEMPLO DE ELLO FUE EL VÓRTICE POLAR QUE AFECTÓ A ESTADOS UNIDOS Y CANADÁ EN LA PASADA SEMANA, CON TEMPERATURAS TAN BAJAS QUE SE CONGELARON LAS CATARATAS DEL NIÁGARA.

Pero aquella alarma apenas me llevaba a sentir compasión por las generaciones futuras que tendrían que encarar tan grave problema.

Los hechos demuestran que la humanidad no fue capaz de valorar a tiempo, ni siquiera ha valorado bien aún, una amenaza para su propia supervivencia que ya ha dejado de ser perspectiva para convertirse en trágica actualidad.

En apoyo a los llamados de los climatólogos, personalidades de importantes responsabilidades políticas y estatales, como líder histórico de la Revolución Cubana Fidel Castro y el excandidato presidencial y exvicepresidente estadounidense Al Gore, entre otras celebridades en el campo de la política, han mostrado sensibilidad ante la gravedad del tema y han contribuido a extender una alerta que quizás sea ya tardía.

Otros prestigiosos expertos en los más diversos campos del saber, también han pronunciado impresionantes llamados sobre este asunto que toca las fibras emotivas hasta del más insensible.

Según ha advertido la Organización Mundial de la Salud, a causa del calentamiento global están aumentando las enfermedades respiratorias, al igual que las diarreas y los problemas de piel por el impacto solar. Las temperaturas son más extremas, hay más sequías, más tormentas, más olas de calor, más inundaciones y huracanes que causan pérdidas de vidas humanas y la desaparición de especies animales y vegetales.

La deforestación hace desaparecer cada año millones de hectáreas de bosques, la erosión arrastra la capa vegetal y degrada otros millones de hectáreas de tierras que una vez fueron fértiles, y la desertificación se extiende por aún más millones de hectáreas de suelos.

La extinción de muchas especies de fauna y flora afecta gravemente la biodiversidad, mientras la contaminación del agua de los ríos y los mares, así como la del aire, amenazan la supervivencia de poblaciones, países y regiones.

Los países del norte opulento, al imponer a los países llamados “en vías de desarrollo” su escala de valores, su sistema económico y sus formas de gobierno, les contaminan también sus hábitos consumistas depredadores de la naturaleza.

Algunos consorcios petroleros parecen celebrar incluso la fusión del casquete de hielo polar porque, dicen, reducirá el costo de la extracción del petróleo que yace bajo el Océano Ártico.

El aumento de la temperatura terrestre tiene un efecto directo en la subida del nivel de los océanos y el acceso de la población mundial al agua potable. Los especialistas advierten que, con apenas un grado más, se fundirá el hielo de los pequeños glaciares; con dos grados, entre el 20 y el 30% de la población del Mediterráneo y el Sur de África tendría problemas de suministro de agua potable, y con cinco grados más se produciría la desaparición de países enteros.

Se pronostica que los muchos millones de habitantes de estos países cuyo territorio quedará bajo las aguas intentarán moverse a otros países… , donde no serán bien recibidos. Ello provocará muchas guerras en todo el planeta.

Gigantescas ciudades como Londres, Nueva York, Hong Kong, Tokio, Buenos Aires y El Cairo quedarían debajo del mar. La agricultura y las cosechas también sufrirían las consecuencias del calentamiento global.

Las tierras de cultivo de África se verían muy afectadas con tan solo el aumento de dos grados, y tres grados más harían que 500 millones de personas queden sometidas a hambrunas por la sequía.

Pero la humanidad no puede declararse simplemente derrotada ante la magnitud del desastre que la amenaza. Si se lograra disminuir la demanda de bienes y servicios que son emisores intensivos de dióxido de carbono para reducir por esa vía los efectos del calentamiento global; si se promovieran tecnologías limpias y eficaces para la generación y consumo de electricidad, calefacción y en el transporte; si se frenara la deforestación y se insertaran políticas a favor del medio ambiente en las estrategias internacionales de desarrollo, no todo estaría perdido.

Naturalmente, la cura efectiva de estos males tendría que pasar por un cambio en el modo y las relaciones de producción. Una sociedad ambientalmente sustentable, ecológica y solidaria es definitivamente incompatible con el capitalismo.

Todo lo que a corto y mediano plazo pueda hacer la humanidad a estas alturas tendrá un efecto atenuante, pero hay que hacerlo.

LAS MEJORES FOTOGRAFÍAS DE NATURALEZA DEL WILDLIFE PHOTOGRAPHER OF THE YEAR 2013

wpy2013a-4890

Greg du Toit ha resultado ganador del Wildlife Phtographer of the Year 2013, el concurso de fotografía de naturaleza más prestigioso del mundo, por esta fotografía titulada “Esencia de elefantes” tomada en Botswana con una cámara a baja velocidad para “crear una imagen fantasmagórica de estos paquidermos”, según sus propias palabras.

Parece un flotador hinchable, pero lo que esta comiendo esta tortuga laúd es un pirosoma, una colonia flotante de cientos de miles de individuos que conforman un tubo gelatinoso. El estafounidense Brian Skerry obtuvo con esta foto el primer premio en la categoría "Mundos submarinos".

Parece un flotador hinchable, pero lo que esta comiendo esta tortuga laúd es un pirosoma, una colonia flotante de cientos de miles de individuos que conforman un tubo gelatinoso. El estafounidense Brian Skerry obtuvo con esta foto el primer premio en la categoría “Mundos submarinos”.

 

Los osos polares son animales que pasan mucho tiempo bajo el agua, a veces horas nadando en busca de focas. Paul Solders captó a este ejemplar con su cámara en uno de esos instantes en que buceaba. La foto ha obtenido el primer premio en la categoría "Animales en su medio".

Los osos polares son animales que pasan mucho tiempo bajo el agua, a veces horas nadando en busca de focas. Paul Solders captó a este ejemplar con su cámara en uno de esos instantes en que buceaba. La foto ha obtenido el primer premio en la categoría “Animales en su medio”.

Feroz pelea entre dos jaguares captada por Joe McDonald (EE UU) y ganadora del primer premio en la categoría "Mamíferos: comportamiento"

Feroz pelea entre dos jaguares captada por Joe McDonald (EE UU) y ganadora del primer premio en la categoría “Mamíferos: comportamiento”

Esta pandilla de macacos negros crestados (Macaca nigra) observaban a un enorme macaco macho situado frente a ellos intentando llamar su atención y desafiarle. La historia acabó con una veloz carrera por parte de los cuatro "camorristas" al ver la furiosa reacción de su oponente. Así fueron retratados por Andrew Walmsley, que quedó finalista en la categoría "Mamíferos: comportamiento" del concurso.

Esta pandilla de macacos negros crestados (Macaca nigra) observaban a un enorme macaco macho situado frente a ellos intentando llamar su atención y desafiarle. La historia acabó con una veloz carrera por parte de los cuatro “camorristas” al ver la furiosa reacción de su oponente. Así fueron retratados por Andrew Walmsley, que quedó finalista en la categoría “Mamíferos: comportamiento” del concurso.

Una hembra de tortuga verde se acercó tanto al mexicano Luis Javier Sandoval mientras buceaba por playas próximas a Cancún que pudo hacerle este genial retrato, ganador en la categoría "Comportamiento: Animales de sangre fría" del Wildlife Photographer of the Year 2013.

Una hembra de tortuga verde se acercó tanto al mexicano Luis Javier Sandoval mientras buceaba por playas próximas a Cancún que pudo hacerle este genial retrato, ganador en la categoría “Comportamiento: Animales de sangre fría” del Wildlife Photographer of the Year 2013.

Hannes Lochner pasó cinco años perfeccionando su tecnología inalámbrica para retratar la fauna africana por la noche. En esta foto, finalista en la categoría retratos animales, se puede ver su espectacular resultado.

Hannes Lochner pasó cinco años perfeccionando su tecnología inalámbrica para retratar la fauna africana por la noche. En esta foto, finalista en la categoría retratos animales, se puede ver su espectacular resultado.

Peter Delaney resultó finalista en la categoría de retrato animal con esta instantánea este buitre agachado a punto de entrar en una pelea, que según el autor recuerda a un gladiador en la arena.

Peter Delaney resultó finalista en la categoría de retrato animal con esta instantánea este buitre agachado a punto de entrar en una pelea, que según el autor recuerda a un gladiador en la arena.

Esta fotografía del joven indio Udayan Rao Pawar (14 años), donde se puede ver a un cocodrilo con sus crías sobre la cabeza, resultó ganadora en la categoría "Joven fotógrafo" del concurso.

Esta fotografía del joven indio Udayan Rao Pawar (14 años), donde se puede ver a un cocodrilo con sus crías sobre la cabeza, resultó ganadora en la categoría “Joven fotógrafo” del concurso.

El premio en la categoría "Visiones creativas" fue para Jasper Doest, que fotografío a este macaco rodeado de copos de nieve en una "piscina" de aguas termiles en Jigokudani.

El premio en la categoría “Visiones creativas” fue para Jasper Doest, que fotografío a este macaco rodeado de copos de nieve en una “piscina” de aguas termiles en Jigokudani.

 

 

 

 

 

 

 

Las mejores fotos de naturaleza de 2010 – Premio Eric Hosking

Adrian Bailey tomó esta foto en el Parque Nacional de Mana Pools de Zimbawe, cuando un babuino se encontró con un ave muerta. “La sostenía con aspecto cauto, mirándola fijamente como si estuviera pensando”, explica el autor, cuya imagen quedó entre las finalistas de la categoría “Mamíferos” del concurso. Wildlife Photographer of the Year 2010.

Fotografía de hormigas segadoras haciendo trizas unas cuantas hojas en Costa Rica captada por Bence Maté (Hungría) después de pasar horas siguiéndolas y observándolas. Ganadora del concurso de fotografía de la naturaleza Wildlife Photographer of the Year 2010.

Una cría de gacela saltarina (Antidorcas marsupialis) acosada por dos jóvenes guepardos. Fotografía tomada por Bridgena Barnard (Sudáfrica), ganadora en la categoría “Mamíferos” del concurso Wildlife Photographer of the Year 2010. Finalmente, cuenta Bernard, le dieron caza.

Imagen de un cuervo “surfeando” sobre la espalda de un búho captada por Jim Neiger (EE UU). Finalista en la categoría “Aves” del concurso Wildlife Photographer of the Year 2010.

El francés Pascal Kobeh fotografió en las costas de Australia a estos cangrejos arañas, que durante su migración escalan unos sobre otros, formando a vez grandes “montones. Ganadora de la categoría “Otros animales” del concurso Wildlife Photographer of the Year 2010.

Con esta imagen de una tortuga marina atrapada en una red de pesca, el español Jordi Chias se ha hecho con el premio One Earth, otorgado a las imágenes que denuncian las actividades del hombre contra la naturaleza. Después de tomar la fotos, Chias la liberó. Wildlife Photographer of the Year 2010..

magen de las aguas del río Tinto captada por el español Francisco Mingorance¸tomada a 500 metros sobre el suelo. Ganadora de la categoría “Visiones creativas de la naturaleza” del concurso Wildlife Photographer of the Year 2010.

Imagen de cuatro cachalotes (Physeter macrocephalus) captada por el fotógrafo estadounidense Tony Wu es la isla caribeña de Dominica. Ganadora de la categoría “Mundo submarino” del concurso Wildlife Photographer of the Year 2010.

Después de dos días de lluvias torrenciales, Maurizio Biancarelli (Italia) captó esta foto en el Parque Nacional de los Lagos de Plitvice, en Croacia, un hermoso lugar declarado Patrimonio de la Humanidad. La imagen ha obtenido el primer premio en la categoría “Naturaleza salvaje”. Wildlife Photographer of the Year 2010.

Además de ganar el primer premio, el húngaro Bence Maté, de 25 años, ha sido reconocido con el premio Eric Hosking, que se concede al fotógrafos de entre 18 y 26 años con el mejor portafolio. Esta es una de las imágenes representativas de su trabajo. Wildlife Photographer of the Year 2010.

http://www.muyinteresante.es/

 

Puyehue, la hermosa y poderosa naturaleza en acción

Esta impresionante imagen del volcán Puyehue(Andes chilenos, región de Los Lagos) fue tomada por Ricardo Mohr R durante una reciente erupción nocturna que tuvo lugar el seis de junio de este año.

En la fotografía, una larga exposición, se aprecian las descargas eléctricas que se producen dentro de la nube de cenizas. No se conoce exactamente la razón de estas descargas, pero los científicos creen que se trata de electricidad estática generada por efecto de la fricción entre las partículas expulsadas por el volcán (fragmentos de roca, ceniza y hielo).

Sobre la nube volcánica, casi oculto por el espeso manto de polvo, se aprecia el espectacular cielo nocturno del hemisferio sur, destacando en especial la roja estrella Antares justo encima del cráter.

La foto la encontré en Your shot de National Geographic (publicada el 18 de octubre de 2011).

Tomado de :  http://maikelnai.elcomercio.es/2011/10/31/puyehue-la-hermosa-y-poderosa-naturaleza-en-accion/

Un español gana el premio de fotografía de naturaleza “Wildlife Photographer of the Year”

Imagen del fotógrafo español Daniel Beltrá, ganadora del primer premio. Sus protagonistas son ocho pelícanos pardos bañados en petróleo tras el desastre causado por la explosión de la plataforma de BP Deepwater Horizon en abril de 2010.

Una imagen del español Daniel Beltrá, que retrata a un grupo de pelícanos cubiertos de petróleo a causa del reciente vertido en el Golfo de México, ha obtenido el primer premio de la 47ª edición del concurso de fotografía de naturaleza “Environment Wildlife Photographer of the Year”.

La fotografía, titulada Naturaleza muerta con petróleo, fue tomada por Beltrá en un refugio temporal para estas aves en Fort Jackson, en el estado de Luisiana (EE UU), cuyo símbolo es el pelícano pardo (Pelecanus occidentalis). Muestra a ocho pelícanos pardos bañados en petróleo sobre una sábana totalmente arrugada y manchada que alguna vez fue blanca. El presidente del jurado, Mark Carwardine, declaró en una ceremonia celebrada len Londres que la imagen premiada era al mismo tiempo “una fuerte proclama ecologista, técnicamente perfecta y una obra de arte”.

El fotógrafo, que trabaja regularmente para la organización Greenpeace, explica que cuando tomó la foto las aves se encontraban “en la primera fase de la limpieza”. “Ya han sido rociadas con un aceite ligero para disolver el crudo pegado a sus plumas, que ha hecho que sus cabezas habitualmente pálidas sean de color naranja y sus plumas marrones y grises de color caoba”, aclara.

Los pelícanos pardos fueron una de las principales víctimas del vertido de petróleo provocado por la explosión de la plataforma de BP Deepwater Horizon en aguas estadounidenses del golfo de México en abril de 2010. Unas 6.000 aves murieron como consecuencia de la marea negra, considerada el peor desastre ecológico de la historia de Estados Unidos.

El resto de las fotografías premiadas en el “Environment Wildlife Photographer of the Year” y algunas finalistas de las principales categorías del certamen aparecen recogidas en nuestra última fotogalería.

Esta imagen de un oso polar dándose un baño en Canadá fue tomada por Joe Bunni (Francia), y ha obtenido el premio en la categoría de “Comportamiento: Mamíferos” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

 

Andy Rouse (Reino Unido) captó en esta fotografía el momento en que un gorila de montaña en Ruanda trataba de impresionar a las hembras. Finalista en la categoría de “Comportamiento: Mamíferos” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

Captada por Bence Máté (Hungría), esta sorprendente perspectiva de un grupo de pelícanos retratados en el Lago Kerkini (Grecia) es una de las imágenes ganadoras del Premio especial Eric Hosking 2011, destinado a jóvenes fotógrafos con edades comprendidas entre 18 y 26 años.

 

Esta imagen de una hormiga cortadora de hojas llevando un fragmento de hoja a su espalda con un peculiar “jinete, tomada en Costa Rica por Bence Máté (Hungría), ha obtenido el premio en la categoría de “Comportamiento: Otros animales” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

 

Stephane Vetter (Francia) tuvo que soportar temperaturas de hasta -15ºC en Suiza, y caminar durante más de dos horas, para obtener esta imagen panorámica de la Vía Láctea, que tituló “Arco Celestial”. Obtuvo el premio en la categoría de “Lugares” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

 

El español Xavier Ortega quedó entre los finalistas en la categoría “Retratos animales” por fotografiar a este pequeño chimpancé durmiendo en brazos de su madre en el Parque Nacional de las Montañas Mahale, en Tanzania.

 

El premio en la categoría de "Retratos animales" fue para Marco Colombo (Italia) por este retrato de una serpiente –uno de los reptiles más difíciles de fotografiar- junto a una cascada. La tituló "Sinuosidad".

 

El italiano Stefano Unterthiner captó esta imagen de varios movimientos de un mismo cisne que se levanta, se sienta, gira… Captada en el Lago Kussharo, ha obtenido el primer premio en la categoría “Visiones creativas de la naturaleza” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

 

Con esta fotografía de una liebre en mitad de la nieve, tomada en Finlandia, Benjam Pöntinen (Finland) se hizo con el primer premio en la categoría “Animales en su medio” del Wildlife Photographer of the Year 2011.

 

A %d blogueros les gusta esto: