Más de 60 mil yates estadounidenses podrían visitar Cuba

b8a4a1fa5c15e8a735d13242514e8122_L
El comodoro del Club Internacional Hemingway, José Miguel Díaz Escrich, aseguró que en caso de levantarse todas las medidas de viajes, podrían visitar a Cuba más de 60 mil yates estadounidenses por año.

Díaz Escrich relató este viernes que en lo que resta de este 2015 llegarán a esta isla, solo de Estados Unidos, dos regatas, la Pensacola-La Habana (31 de octubre al 8 de noviembre) y la Cayo Hueso-La Habana (17-21 de noviembre).

En el primer caso acumulará más de 200 personas incluyendo los que vendrán por mar y otros visitantes que viajarán por aire para participar en ese encuentro, en el que tomarán parte 23 barcos de cinco clases, incluida la categoría Multicasco.

Esta sería la mayor presencia de norteamericanos en una regata sin contar 1999, cuando estuvieron en Marina Hemingway -donde se encuentra el Club de Díaz Escrich-, mil 500 estadounidenses, por vía marinera, cuando atracaron allí 404 barcos de recreo, 350 norteamericanos.

En los 23 años de fundado el Club Hemingway (principal impulsor de la náutica recreativa en Cuba), nunca apareció una expectativa como en el presente, cuando incluso están previstas para 2016 la realización de 11 regatas, solo desde Estados Unidos.

De ahí que los estimados tengan la previsión de más de 60 mil barcos de este tipo en caso de que se levanten totalmente las restricciones de viajes de Washington que perjudican a los navegantes de ese país y al turismo cubano.

Realizó esta salvedad, pues en la actualidad pese a las flexibilizaciones debido a la reanudación de relaciones diplomáticas entre las dos naciones, aún a los yatistas el Departamento del Tesoro les exige tener un ilógico permiso de exportación de naves de recreo.

Sin ese documento no pueden navegar hacia La Habana, de ahí que muchas más personas y sus barcos queden sin poder participar en estas regatas, significó el Comodoro.

En lo que va de año ocurrieron las regatas Havana Challenge con 20 botes, la Bone Island Race con cuatro embarcaciones, el récord de Roger Kluh de velocidad en la lancha Apache Star, con una tripulación de dos norteamericanos y la travesía en Kayak La Habana-Key West.

Las anunciadas para noviembre incluirán exhibición de embarcaciones en el litoral del malecón habanero y entrada en la Bahía de la capital, además de la firma de convenios de amistad entre el Club Hemingway y los de los visitantes.

Significó que una preocupación primordial en los tratos con los amigos yatistas está en la preservación del medio ambiente. Dijo además que estos anuncios no incluyen a los torneos de pesca como el Ernest Hemingway de cada año, y otros que se planean.Tampoco anotó proyectos y viajes de yatistas de otros países como Francia y España, lo que todo sumado indica un auge de la náutica recreativa en este archipiélago.

Para 2016 prevén las regatas La Concha, una de Miami, Sarasota, Tallship Challenge, Havana-Challenge, Cortés, Storm Trysail, desde Texas, Punta Gorda, Pensacola, y Havana Thunder Challenge, todas desde los Estados Unidos.

(Tomado de CubaSi)

Cuba festejará los primeros 55 años de su revolución, con mucho por hacer

mujer-cubana-bandera

El 1 de enero Cuba festejará los primeros 55 años de su revolución. Sus autoridades y gran parte de su población están convencidas de que habrá otros 55 años de socialismo. Y que luego habrá más. También saben que hay mucho por hacer y cambiar.
EMILIO MARIN
Los cubanos son originales. Mientras en gran parte del mundo se festeja el Año Nuevo el 1 de enero, ellos celebran el aniversario de su revolución contra la tiranía de Fulgencio Batista. Fue en las primeras horas de 1959, por eso se cumplen 55 años de esa epopeya que dejó un saldo también insólito: única revolución socialista en el Hemisferio Occidental.
Los clásicos del marxismo habían ideado otros escenarios para los trabajadores. Pensaron que el socialismo irrumpiría en París, Londres, Berlín, etc, con una buena base industrial, tecnológica y proletaria. Pero el socialismo echó raíces en las atrasadas San Petersburgo y Moscú, en soledad por veintiocho años. Luego se reprodujo en las democracias populares del este europeo y la semifeudal China.
Y esa característica se repitió en la victoria “poco probable” de Fidel Castro y sus barbudos que bajaron de Sierra Maestra el 1° de enero a Santiago de Cuba y unos días más tarde arribaron a La Habana. ¿Socialismo en una isla con poca industria, rodeada del Caribe, a 90 millas de la mayor potencia militar de la historia, con rebeldes que venían de ser masacrados en 1953 tras intentar asaltar el Cuartel Moncada? Y sí. Allí fue el epicentro de esa revolución socialista del siglo XX. Otra vez la historia desairó los pronósticos de quienes habrían apostado por el numeroso proletariado paulista o bonaerense, o por el campesinado mexicano o colombiano, muy combativos.
¿Podía ser el último país en independizarse de España, el primero en andar la vía del socialismo? Sí, pudo. Entre otras cosas porque esa ruptura con el colonialismo español, aunque luchada con heroísmo, no llegó a materializarse por la intervención yanqui. Una de las mayores semicolonias -en eso se convirtió la isla a partir de la Enmienda Platt de 1902- perfectamente podía ser el eslabón débil que se rompiera antes que otras.

Factor subjetivo.
Los norteamericanos eran dueños de todo, desde los ingenios y las plantaciones hasta los hoteles y las empresas de telecomunicaciones y eléctricas; desde una república con minúscula hasta la base de Guantánamo; desde los prostíbulos hasta su Ejército golpista. Eso era caldo de cultivo para que en algún momento ardiera como un cañaveral.
Pero además estaba el factor subjetivo, el de la conciencia, que se conserva a pesar de las derrotas y sobre todo cuando éstas son muy honrosas como la del Moncada o la sufrida por el apóstol José Martí o antes, cuando la primera guerra por la independencia, con Carlos M. de Céspedes.
Con ese sedimento patriótico y revolucionario, hay luchas que parecen que no se pueden ganar y sin embargo se ganan, si acompañan determinados factores. No es casual que la revolución cubana pudiera triunfar en 1949: ya existía el campo socialista, había habido una Segunda Guerra Mundial, estaba en marcha la descolonización, etc. Sin ese marco las cosas habrían mucho más difíciles, por no decir imposible, sobre todo para la continuidad de la revolución.
La revolución contó con Martí como autor intelectual, como lo llamó Fidel Castro en su Alegato “La historia me absolverá” (16 de octubre de 1953). Pero el discípulo no se quedó atrás como talentoso dirigente político y militar que trepó a Sierra Maestra curtido por sus lides estudiantiles en la Universidad de La Habana, su entrenamiento en 1947 en Cayo Confites para una fuerza que pretendía liberar a República Dominicana de la tiranía de Trujillo, su participación en grupos armados en el Bogotazo tras el asesinato de Jorge Eliécer Gaitán y la dirección al asalto al Cuartel Moncada.
Esos líderes son excepcionales; ellos solos valen tanto o más como varias divisiones de ejércitos. Cuba lo tuvo. Y a diferencia de Vladimir Ilich Uliánov (Lenin), que murió en 1924, a sólo siete años de la insurrección bolchevique, el comandante en jefe nacido en Birán todavía sigue en las lides políticas y culturales. Tiene 87 años y superó 634 intentos de asesinatos de la CIA y los terroristas de la mafia de Miami. Es el “Guerrillero del tiempo”, como se titula el excelente libro de la cubana Katiuska Blanco, de imprescindible consulta para conocer a uno de los mayores personajes del siglo pasado y el actual.

El haber.
Al soplar 55 velitas el pueblo cubano y su gobierno harán su propio balance, mucho más correcto que el que pueda hacerse aquí.
Haber sobrevivido más de medio siglo a tan pocas millas de La Florida y con la parafernalia bélica que cubre esa distancia en minutos, es un logro excepcional. A la revolución no la pudieron derrocar invasiones como la de Bahía de Cochinos (1961), el bloqueo total desde 1962, atentados terroristas, campañas de mentiras, sanciones en la OEA ni la siembra del dengue hemorrágico. Ni pudieron ni la asfixia económica de afuera ni la raquítica quintacolumna de adentro, que se maquilla como “disidente” y cobra en dólares en la Sección de Intereses de Norteamérica (SINA).
En cambio, la URSS implosionó, víctima de Yeltsin y Gorbachov que la liquidaron, seducidos por las promesas y el dinero de Reagan, Thatcher y el Vaticano.
Hoy la mortalidad infantil en Cuba es del 4,2 por mil nacidos vivos y la mortalidad materna de 21 cada cien mil partos: el socialismo lo hizo. En tiempos de Batista otros eran los registros.
Las condiciones de vida han mejorado y la expectativa de vida es de 77,9 años. Tanta mejoría no deja de tener su doble aspecto. El viceministro del Consejo de Ministros, Marino Muriño, dijo en la reciente Asamblea Nacional que el envejecimiento “es uno de los problemas más serios que enfrentamos”.
Cuba no es angurrienta. El 16 de diciembre pasado se agasajó en el Salón Azul del Congreso a los jóvenes argentinos recibidos de médicos y otras profesiones en Cuba en 2012 y 2013. Se aplaudió a 445 médicos, 8 licenciados en educación física, un ingeniero civil, un licenciado en física y matemáticas y un ingeniero en biomedicina. Todos fueron becados por la isla y son jóvenes de origen humilde, y volvieron profesionales por la bondad del socialismo cubano. ¿Cómo no festejar sus 55 años en Argentina?

Los cambios.
¿Acaso ese socialismo permaneció igual en estas más de cinco décadas? Por supuesto que no. Nunca fue “copia ni calco” del que había triunfado en Petrogrado y Beijing, aunque a veces le costó ser “creación heroica”, como pedía el peruano Carlos Mariátegui.Claro que cambió muchas cosas la revolución cubana, como si se inspirara en la letra de “Todo cambia” que cantaba Mercedes Sosa.
A las camadas de revolucionarios más antiguos posiblemente les cueste entender algunas de esas transformaciones. Incluso si Ernesto Che Guevara hubiera revivido y asistido a la mencionada sesión de la Asamblea Nacional, le habrían resultado extrañas ciertas políticas detalladas por las ministras de Economía y de Finanzas, al comentar el Presupuesto 2014. ¿Cómo es que ahora se cobran impuestos sobre las utilidades, la utilización de fuerza de trabajo y los ingresos personales?
Posiblemente también al argentino-cubano le llamaran la atención de los Lineamientos Económicos y Sociales (1911) uno que plantea crear empresas cubanas en el exterior y otro que fomenta la inversión extranjera en Cuba. Más aún, en marzo próximo está prevista una ampliación de la ley de inversiones extranjeras, interesada como está la dirección del país para llevar adelante la Zona Especial de Desarrollo Mariel, como central marítima-comercial abierta a inversiones extranjeras, sobre todo chinas, rusas y brasileñas.
El presidente precisó en su mensaje a la Asamblea que el objetivo es “mejorar el funcionamiento de la economía y la edificación de un socialismo próspero y sostenible, menos igualitario y más justo, lo que en definitiva propiciará mayores beneficios a todos los cubanos”. ¿Socialismo próspero? Sí. ¿O hay que identificar a ese sistema con la pobreza? En eso sí se puede apoyar Raúl Castro en los clásicos, que proyectaban saltar “del reino de la necesidad al reino de la libertad”.
Nadie piense que las cosas están perfectas en Cuba. El PBI fue planeado en 2013 para aumentar 3,6 por ciento y sólo creció el 2,7; y para 2014 fue previsto en 2,2. Junto con esas limitaciones materiales está el costado social preocupante, de indisciplina laboral, desorden, ilícitos, fenómenos de corrupción en funcionarios y puntos de vista de enriquecerse a cualquier costo, en algunos sectores de la juventud que no trabajan en los rubros para los que estudió.
Este 1 de enero en el Parque Céspedes de Santiago y en las otras ciudades la parte más movilizada del pueblo festejará los 55 años de una revolución auténtica y que necesita seguir profundizándose. En este punto de su desarrollo su peligro no es la Zona de Mariel ni las cooperativas ni el cuentapropismo. Paradojalmente su meta clave es “el establecimiento y preservación de un clima de orden, disciplina y exigencia”, como planteó el presidente en su último mensaje. ¿No es que una revolución es la ruptura del orden social? Sí, rompe el orden terrateniente-burgués-semicolonial, pero busca un orden superior, ese que aún falta completar en la isla de la dignidad.

http://www.laarena.com.ar/

Mariela Castro en EE.UU.: «No dejen que nos separen»

Mariela Castro durante su primer evento público en San Francisco, Estados Unidos, el 23 de mayo de 2012. La sexóloga cubana Castro, hija del presidente Raúl Castro, afirmó el miércoles 23 de mayo de 2012 que “votaría a (Barack) Obama para presidente”, luego que el mandatario estadounidense se pronunciara en favor del matrimonio homosexual, durante una conferencia en San Francisco (oeste)

La hija del presidente cubano Raúl Castro tuvo palabras duras el miércoles para los cubanoestadounidenses que apoyan las restricciones económicas y de viajes entre Estados Unidos y su país, al afirmar que una «mafia cubana» de emigrados «sin escrúpulos» tienen como rehenes al pueblo norteamericano.

Mariela Castro, que habló en español con ayuda de un intérprete, hizo las declaraciones sobre los exiliados cubanos que se oponen al régimen de su padre y de su tío, el expresidente Fidel Castro, cuando hablaba a médicos en el Hospital General de San Francisco sobre la atención médica para los transgénero en Cuba, un asunto que ella enmarcó como una continuación de las ideas socialistas de su país.

«Un grupo de la mafia cubana en los Estados Unidos, ¿por qué le están quitando los derechos al pueblo estadounidense de viajar a Cuba? Eso no es justo», destacó Castro de 49 años, a los profesionales médicos y defensores de los derechos gay y transgénero. «Ustedes son millones de personas contra una pequeña mafia de personas sin escrúpulos… Estamos luchando por los derechos de los cubanos y los derechos de los estadounidenses».

Castro, que es la directora del Centro Nacional de Educación Sexual de Cuba, está en San Francisco en una visita de varios días que dedicará ampliamente a reunirse con defensores de los gay y trangénero y para asistir a una conferencia académica donde presidirá una comisión sobre diversidad sexual. Vino en un grupo de por lo menos 60 académicos cubanos a quienes se les concedió visas estadounidenses para asistir el jueves a una reunión de la Asociación de Estudios Latinoamericanos.

Varios políticos cubanoestadounidenses han criticado al Departamento de Estado por darle visa de ingreso a Castro, a quien también le han brindado agentes especiales para darle medidas de seguridad durante su visita a San Francisco.

Castro, que es una activa promotora de los derechos gay en Cuba, exhortó al gobierno de su padre para que el plan nacional de salud cubra la cirugía de cambio de género.

Tomado de cubasi.cu

EEUU: La indignación continúa: Otros 84 mil estadounidenses cierran sus cuentas bancarias

A través de Facebook más de 84.000 personas expresaron su descontento hacia el sistema y se inscribieron a la acción “el Día del Traslado Bancario”, qué acabó el sábado con el cierre de sus cuentas en las grandes corporaciones y compañías ‘con prácticas avariciosas’.

Miles de norteamericanos prefirieron cerrar sus cuentas bancarias para transferir su dinero a entidades locales o cooperativas de crédito, en protesta contra el actual sistema financiero en EE. UU. Los expertos alertan que el hecho podría provocar la bancarrota de los grandes bancos.

Así, en la página de la red social Facebook más de 84.000 personas expresaron su descontento hacia el sistema y se inscribieron a la acción “el Día del Traslado Bancario”, qué acabó el sábado con el cierre de sus cuentas en las grandes corporaciones y compañías ‘con prácticas avariciosas’.

¿Cómo surgió?

La idea nació a causa de los planes de Bank of America de imponer un cargo mensual de 5 dólares por el mantenimiento de las tarjetas de débito, una iniciativa muy mal acogida por la parte de la población de EE. UU., que lleva más de un mes protestando contra las grandes corporaciones y la situación económica del país, en el marco del movimiento ‘Ocupa Wall Street’.

“Estoy agotada y cansada del aumento continuo de recaudaciones y de que en el momento necesario no pueda recibir mi dinero”, declaró una de los organizadores de la acción, Kristen Christian, que antes de que Bank of América anunciara esta cuota, había sido una de sus clientes.

Desde el pasado 29 de septiembre, la fecha en la que el banco anunció la medida, unos 650.000 consumidores transfirieron su dinero a cooperativas de crédito, depositando en cuentas de ahorro un total de 4.500 millones de dólares, según los datos de la Asociación Nacional de Cooperativas de Crédito (ANCC).

¿La bancarrota se aproxima?

Todavía no está claro hasta qué punto el cambio de actitud del sector bancario, con respecto a las comisiones sobre las tarjetas de débito, extinguirá la indignación y la ira que impulsa al movimiento.

Los expertos alertan que un pánico bancario de este tipo es capaz de desestabilizar una institución, e incluso causar una bancarrota y generar una nueva crisis económica, teniendo en cuenta que los consumidores están despertando y ven que tienen opciones.

Al mismo tiempo, en el tenso ambiente económico que se vive en el país, las cooperativas de ahorro y crédito y los bancos pequeños de momento están disfrutando de la oportunidad y aseguran constituir mejores tasas de interés y un servicio más íntimo. A eso hay que añadir los consejos que dan a los consumidores de cómo pueden transferir sus cuentas sin riesgo alguno.

Articulo completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/ee_uu/issue_32038.html

Cuba da la bienvenida a norteamericanos mientras entran en vigor nuevas reglas

Por Jeff Franks

Tomado de Reuters

EE.UU. demanda “viajes con sentido”, pero los grupos de exiliados se oponen a la medida

El primer grupo de norteamericanos en viajar a Cuba bajo nuevas y más liberales regulaciones de viaje por parte de EE.UU. han sido recibidos con abrazos, apretones de mano y un gobierno cubano acogedor, según un organizador de viajes.

Los 30 viajeros son pioneros de una nueva era de intercambios “persona a persona” que la aprobó en enero para “ampliar el libre flujo de información” con los cubanos, a pesar de las objeciones de los que están a favor de continuar una línea dura contra el gobierno comunista.

Se cree que aproximadamente de30 a35 grupos de viajes han obtenido hasta ahora licencias bajo las nuevas regulaciones, las cuales restauran reglas puestas en vigor por el presidente Bill Clinton en 1999, pero que fueron revocadas por su sucesor, el presidente George W. Bush en 2003.

 

El primer grupo de viajeros ha visitado orfelinatos, instituciones médicas, museos de arte, conciertos de música y granjas tabacaleras, y han caminado por las calles deLa Habana Viejaprobando por vez primera la fruta prohibida que Cuba ha sido durante cinco décadas bajo el embargo comercial de EE.UU.

Sus reacciones, dijo Tom Popper de Insight Cuba, la agencia de viajes que trajo al grupo, han sido muy variadas.

“Algunas personas están sorprendidas por lo que ven y asombradas por la gente y la cultura y todo lo que las rodea”, dijo a Reuters esta semana.

“Y algunos se sienten muy mal porque obtener café sea una lucha y que los alimentos sean difíciles [de encontrar] y de que existan dos economías y que un médico tenga que conducir un taxi como suplemento de sus ingresos”, dijo Popper.

Describió una visita emotiva a una instalación para ciegos, donde 20 personas esperaban por el grupo y aplaudieron a su llegada.

“Tenían preparada una presentación, un par de ellos tocaron música, bailaron juntos”, dijo Popper.

“La gente se abrazó. Hubo lágrimas por todas partes. Fue muy hermoso”.

Tales intercambios, dijo “hace que haya una diferencia en los norteamericanos y una diferencia en los cubanos. Así que espero que quizás un día ellos puedan ver el valor de lo que estamos haciendo”.

“Ellos” son los políticos norteamericanos y otros, principalmente exiliados cubanos en la Florida, que se oponen a un acercamiento con el gobierno dirigido por el presidente Raúl Castro y creen que los viajes de norteamericanos a Cuba ayudan al sistema comunista, cuya caída han esperado durante 50 años.

Según John McAuliff, que como jefe del Fondo parala Reconciliacióny Desarrollo defiende mejores relaciones EE.UU.-Cuba, ellos han luchado por preservar esa parte del embargo que impedían que casi todos los norteamericanos fueran a Cuba y del cual las nuevas regulaciones eliminan una gran parte,.

“En principio, el anuncio del presidente en enero significa que casi cualquier norteamericano con un serio interés en Cuba pueda visitarla”, dijo.

Entre otras cosas, las nuevas regulaciones permiten a los norteamericanos ir a Cuba por medio de agencias de viaje como Insight Cuba, que obtienen una licencia del gobierno para realizar “viajes con sentido”, lo cual significa que deben ser educacionales e interactivos con los cubanos.

“Nada de playa”, dijo Popper.

Los turistas estaban por toda Cuba esta semana.

Al arribar el pasado jueves, un participante elogió las virtudes de la apertura a los viajes.

“Es maravilloso que más personas puedan venir aquí, debido al hecho de que es persona a persona en vez de gobierno a gobierno. Creo que la gente tiene una manera de ponerse de acuerdo con una gran cantidad de problemas que los gobiernos no pueden hacer”, dijo el hombre, quien atendiendo a posibles sensibilidades políticas se identificó como James Bond.

Popper dijo que el gobierno cubano ha ayudado a organizar eventos para el grupo, incluyendo sesiones con funcionarios que respondieron “preguntas muy fuertes” de parte del grupo.

Los críticos han acusado que los viajeros recibirán una visión potable de Cuba, pero Popper mostró su desacuerdo. “No hay edulcoración ninguna”, dijo.

El gobierno cubano, que tiene gran necesidad de efectivo, da la bienvenida a más norteamericanos porque el turismo es un gran proveedor de dinero para la isla, pero también porque tiene la oportunidad de cambiar percepciones. Parece funcionar, porque él dice que casi todos los visitantes se marchan diciendo: “La vida en Cuba no está tan mal como yo pensaba”.

McAuliff estimó que un máximo de 100 000 norteamericanos irán a Cuba este año bajo las nuevas regulaciones.

Miembros cubano-americanos en el Congreso ya han propuesto legislación para echar atrás las regulaciones, así que queda por ver cuánto durará la existencia de viajes más libres.

A %d blogueros les gusta esto: