Pruebas nucleares: El barco que navegó brevemente hacia el cielo

crossroadsbaker-4

Entre 1946 y 1958, los Estados Unidos realizaron en el Océano Pacífico hasta 20 pruebas nucleares en una pequeña isla llamada Atolón Bikini, perteneciente a las Islas Marshall, estado independiente desde 1990. Los habitantes indígenas fueron previamente desalojados por el ejército estadounidense, y aunque algunos intentaron regresar a comienzos de la década de los 70, la radiactividad imperante en la zona obligó a su evacuación.

Antes de la primera explosión en 1946, la zona era usada por el ejército estadounidense como cementerio de buques, lo cual supongo que tuvo su influencia a la hora de elegir ese atolón como el lugar idóneo para la realización de pruebas nucleares destinadas, entre otras cosas, a comprobar los efectos de las armas nucleares sobre los buques de guerra.

Por tal motivo se realizaron dos detonaciones en una operación llamada Crossroads, la primera de las cuales se realizó a una altura de 160 metros sobre los buques. Hoy en día en cambio, casi todo el mundo recuerda la segunda – asociada a una bomba llamada Baker – ya que fue la primera prueba nuclear submarina realizada en la historia. Debido a las peculiaridades de una detonación nuclear bajo el agua, las fotografías realizadas durante la prueba Baker resultan fácilmente identificables, y ciertamente impactantes tanto por el devastador poder que revelan, como por la belleza casi onírica de la física que hay tras ellas.

bakercrop

Pero centrémonos en la foto superior, que en realidad es un detalle aumentado de la base del hongo, extraido de esta espectacular instantánea tomada desde una distancia de 5,6 kilómetros con respecto al punto de la deflagración. El artefacto Baker, de 23 kilotones (por tanto bastante más potente que Little Boy, la tristemente famosa bomba de Hiroshima, de 16 kilotones) explosionó el 25 de julio a una profundidad de 27 metros.

Para darnos idea de la potencia, señalar que la mancha negra que se ve a la derecha de la columna de agua y arena, es en realidad un barco enorme flotando completamente por los aires. La explosión elevó dos millones de toneladas de agua (el contenido de 800 piscinas olímpicas) hacia el cielo en un instante, creando una columna de 1800 metros de alto y 600 metros de ancho. El grosor de los “muros” de esa columna era de más de 90 metros.

La esperanza de vida de todos los que participaron en el ensayo se redujo una media de tres meses, y la historia habló posteriomente de aquella prueba como “el primer desastre nuclear del mundo”. Mejor no pedirle su opinión a los ex-nativos.

crossroadsbaker-1

crossroadsbaker-6

Pinche aquí para ver el vídeo

(Tomado de http://www.maikelnai.es )

Ex alcalde de Miami se transformó en el hazmerreír del pueblo

Carlos Álvarez, el ex alcalde del área metropolitana de Miami.

Carlos Álvarez, el ex alcalde del área metropolitana de Miami.

Carlos Álvarez, el ex alcalde del área metropolitana de Miami, parecía desaparecido de la faz de la tierra desde que en marzo de 2011 fue expulsado de su despacho por favorecer a sus colaboradores más cercanos y decretar un aumento de impuestos espectacular a las propiedades residenciales publicó El Mundo de España.

Pero esta semana se supo que durante todo este tiempo, libre de sus mundanas preocupaciones por la comunidad, Álvarez se dedicó a cuidar de su físico . La sorpresa cayó como un jarro de agua fría sobre la sociedad local cuando el diario ‘The Miami Herald’ reveló que el ex alcalde había vencido un concurso regional de ‘fisioculturismo’ en la ciudad de West Palm Beach, al norte de Miami, y se encuentra en la recta para competir en la categoría de ‘hombres mayores de 60 años ‘, en pruebas nacionales.

Álvarez, de 61 años, es de origen cubano y toda su vida se desarrolló dentro de la comunidad exiliada, conservadora en la política y en la moral . Y la reacción a la noticia no se hizo esperar. Tan pronto el diario comenzó a circular, el ex alcalde se transformó en el hazmerreír del pueblo.

“Y con lo serio que parecía… ¿Que dirá su familia?”, fue la respuesta de Laurinda Pereira, de 71 años, cuando El Mundo.es la sorprendió en un supermercado de la Pequeña Habana con la imagen impresa en el periódico. Lo que más impresionó a la enérgica anciana fue la poca ropa con que Álvarez se presentó al concurso . “Eso es cosa de mujer”, sentencia.

En medio de la crisis económica, sus detractores se molestaron con el hecho de que mantuvo los altos sueldos de sus colegas policías . Además, en medio de toda la polémica, fue chocante saber que Álvarez decidiera comprar un BMW Gran Turismo para su uso personal y con fondos públicos , cuando disponía ya de dos camionetas blindadas CMC con chófer y guarda espaldas. Dos semanas después de comprarlo, chocó y, naturalmente, los contribuyentes tuvieron que pagar la reparación del coche.

Fue así como desapareció hace casi dos años, para reaparecer esta semana medio desnudo arriba de una tarima y moviendo músculos. “Es que no hay forma de parar de reír. Que bien la tenia escondida el hombre”, admite Julián Santos, en medio de un grupo de amigos con quien todas las tardes acude al café Versailles. El Versailles es una especie de cuartel-general del exilio, donde se forman improvisadas tertulias que abordan lo humano y lo divino. Hace casi una semana que los parroquiano no dejan de hablar de otra cosa que no sea la‘encuerazón’ del alcalde, haciendo gala de esa habilidad única que tienen los cubanos para inventar palabras .

Cuba: La polémica nómina cubana al III Clásico Mundial

32c1f51e70fe8271f133146686aac221_L

Es difícil, casi imposible, que la nómina del equipo Cuba de béisbol pase inadvertida para quienes en esta nación caribeña sueñan, respiran y se apasionan por su deporte nacional.

La reciente publicación de la selección doméstica de cara al III Clásico Mundial despertó suspicacias entre aficionados y conocedores por la ausencia de nombres que para muchos eran indispensables, y la inclusión de otros inesperados.
Pero lo más preocupante es que a la hora de conformar el equipo se apeló al rendimiento por encima de cualquier otro aspecto. Sin embargo, brillan por su ausencia varios peloteros destacados que sí debieron estar en el plantel.
¿Por qué se conformó aquella gran preselección meses atrás, con preparación especial incluida, topes con varios países, viaje a Japón y Taipei de China, si al final algunos de aquellos escogidos ahora están fuera?
¿Dé quién o quiénes es responsabilidad el pobre rendimiento de los que estuvieron en ese equipo y ahora no se encuentran por mostrarse lejos de su acostumbrada forma deportiva?
Tras el regreso a casa de la gira por Asia el descanso fue casi nulo, y la reincorporación a sus respectivos colectivos desde el propio inicio de la 52 Serie Nacional pudo haber influido en el cansancio casi generalizado para muchos de aquellos preseleccionados.
¿Es razonable incluir en el equipo a bisoños inexpertos para evento tan exigente solo porque hayan rendido durante 30 juegos en una Liga como la cubana, cuyo nivel está por debajo del que enfrentarán en el Clásico?
Cuba irá a un certamen de mucho rigor donde no se puede improvisar y mucho menos esperar milagros de noveles ni de otros que, jóvenes aún, estuvieron antes en el equipo Cuba y pasaron sin penas ni glorias. Sin embargo, ahora son convocados pero con algunos años de más.
La actual Serie Nacional de Béisbol es atípica, y no solo por su estructura, sino por el período de preparación que tuvieron los equipos antes de iniciarla, pues a pocos días de comenzar los mentores conocieron finalmente cómo sería el desenvolvimiento del campeonato.
Lo cierto es que, amen de cambios que pudieran ocurrir antes de la relación final de peloteros para el III Clásico, la actual selección es, a mi juicio, una de las más polémicas de todos los tiempos, y provoca incertidumbre en varias de las posiciones, incluidos los lanzadores.
La contienda mundial está al doblar de la esquina y ya todos los países concurrentes se preparan y anuncian sus elencos. Cuba irá por más en esta edición, esperemos que los cambios rindan los frutos esperados pues de lo contrario ¿quién pagará los platos rotos ante la afición?

AIN

http://www.telepinar.icrt.cu/

 

Michael Moore: ¿Por qué hay violencia en los EE.UU.?

 

New York Screening of 'Entourage'Mientras discutimos y demandamos lo que se debe hacer, me permito pedir que nos detengamos a echar una ojeada a los que creo que son los tres factores extenuantes que podrían responder a la pregunta de por qué los estadunidenses tenemos más violencia que casi nadie más:

1. Pobreza. Si hay algo que nos separa del resto del mundo desarrollado, es esto: 50 millones de nuestros compatriotas viven en pobreza. Uno de cada cinco estadunidenses tiene hambre en algún momento del año. La mayoría de quienes no son pobres viven al día. No hay duda de que esto crea más crimen. Los empleos en la clase media previenen el crimen y la violencia. (Si no lo creen, háganse esta pregunta: si su vecino tiene empleo y gana 50 mil dólares al año, ¿qué probabilidades hay de que se meta en su casa, les meta un tiro en la cabeza y se lleve el televisor? Ninguna.)

2. Miedo/racismo. Somos un país terriblemente miedoso, si se considera que, a diferencia de la mayoría de las otras naciones, jamás hemos sido invadidos. (No, 1812 no fue una invasión: nosotros la empezamos.) ¿Para qué diablos necesitamos 300 millones de armas en nuestros hogares? Entiendo que los rusos estén un poco amoscados (más de 20 millones de ellos murieron en la Segunda Guerra Mundial). Pero, ¿cuál es nuestro pretexto? ¿Nos preocupa que los indios del casino nos hagan la guerra? ¿Que los canadienses parezcan estar amasando demasiadas tiendas de donas Tim Horton a ambos lados de la frontera?

No. Es porque muchas personas blancas tienen miedo de las personas negras. La gran mayoría de las armas en Estados Unidos se venden a personas blancas que viven en suburbios o en el campo. Cuando fantaseamos con ser asaltados o con que nuestra casa sea invadida, ¿qué imagen nos formamos del perpetrador en nuestra mente? ¿Es el chico pecoso que vive en nuestra calle, o alguien que es, si no negro, al menos pobre?

Creo que valdría la pena: a) esforzarnos por erradicar la pobreza y recrear la clase media que teníamos, y b) dejar de promover la imagen del hombre negro como el coco que va a hacernos daño. Cálmense, personas blancas, y desháganse de sus armas.

3. La sociedad del “yo”. Creo que la norma del “cada quien para su santo” de este país es lo que nos ha puesto en el hoyo en que nos encontramos, y ha sido nuestra perdición. ¡Ráscate con tus uñas! ¡No eres mi problema! ¡Esto es mío!

Sin duda, ya no cuidamos de nuestros hermanos y hermanas. ¿Está usted enfermo y no puede costear la operación? No es mi problema. ¿El banco le embargó su casa? No es mi problema. ¿No tiene dinero para ir a la universidad? No es mi problema.

Y sin embargo, tarde o temprano se convierte en nuestro problema, ¿o no? Si quitamos demasiadas redes de seguridad, todos comenzamos a sentir el impacto. ¿Quieren vivir en una sociedad así, en la cual sí tendrán una razón legítima para sentir miedo? Yo no.

http://www.cubasi.cu/

ARMAS DE FUEGO MATAN NIÑOS A DIARIO EN EEUU

POR SUZANNE GAMBOA Y MONIKA MATHUR
ASSOCIATED PRESS

Asociación Nacional del Rifle (NRA, por su siglas en inglés)

Asociación Nacional del Rifle (NRA, por su siglas en inglés)

WASHINGTON (AP) — Antes de la matanza de 20 niños en una escuela primaria de Connecticut, Luke Schuster, de 6 años, fue asesinado a tiros en Dakota del Norte, John Devine hijo y Jayden Thompson, ambos de 6 años, fueron muertos de manera similar en Kentucky y Texas.

Veronica Moser-Sullivan, de 6 años, murió en una sala de cine en Colorado, mientras que Kammia Perry, también de 6 años, fue asesinada por su padre afuera de su casa en Cleveland, de acuerdo con una revisión de The Associated Press a reportes de prensa de 2012.

Pero no se trató del ataque de un hombre armado cuando Julio Segura McIntosh murió de un tiro en la cabeza en Tacoma, Washington. El pequeño de 3 años se disparó por accidente con un arma que halló dentro de un auto.

Mientras compartía el duelo de las familias de Newtown, el presidente Barack Obama dijo que el país no puede aceptar como rutina las muertes violentas de niños. Pero cientos de esos fallecimientos -sean accidentales o intencionales- indican que quizá ya lo sean.

Entre 2006 y 2010, 561 niños de menos de 12 años murieron por heridas de armas de fuego, según los más recientes Reportes Uniformes de Delitos realizados por el FBI. Las cifras son uniformes año tras año: 120 en 2006; 115 en 2007; 116 en 2008, 114 en 2009 y 96 en 2010. El conteo del FBI no incluye muertes de niños por armas de fuego que las autoridades han considerado accidentales.

“Esto sucede de manera demasiado regular y afecta a familias y comunidades, aunque no de golpe, por lo que no lo vemos y no lo comprendemos como parte de nuestra experiencia nacional”, dijo Daniel Webster, director del Centro Johns Hopkins para Investigación y Políticas sobre Armas de Fuego.

El número real de niños pequeños que murieron por incidentes con armas de fuego en 2012 no se dará a conocer sino hasta dentro de un par de años, cuando los reportes oficiales sean recabados y capturados en una base de datos para su análisis. Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades esperan publicar su conteo sobre 2011 a inicios del próximo año.

En respuesta a lo sucedido en Newtown, la Asociación Nacional de Portadores de Armas, el mayor grupo de cabildeo del país a favor del derecho a la portación de armas, sugirió proteger a los niños de incidentes violentos asignando a un policía armado en cada escuela del país para cuando las clases reinicien en enero.

Webster indicó, sin embargo, que existen más probabilidades de que los niños mueran por incidentes con armas de fuego en sus hogares o en la vía pública. Los menores suelen estar más seguros en las instalaciones educativas, aseguró.

Ninguna de las 61 muertes analizadas por la AP sucedió en una escuela.

Muchos de los niños que murieron en 2012 por heridas de bala recibieron disparos de armas que pertenecían a sus padres, otros familiares o personas que los cuidaban, o que simplemente estaban en su casa. Webster dijo que las muertes accidentales de niños por arma de fuego han disminuido desde que los estados aprobaron leyes que exigen que sean guardadas bajo seguro o que cuenten con seguros.

Pero incluso las personas entrenadas en el uso de armas cometen errores, y éstos son costosos.

Un policía de Springfield, Utah, tenía un arma en su casa que las autoridades dijeron no contaba con seguros. Su hijo de 2 años la encontró y se disparó el 11 de septiembre. Sus nombres no fueron revelados.

El gobierno de Obama busca impulsar leyes más estrictas sobre el acceso a armas de fuego, con medidas como prohibir la venta de fusiles de asalto, mejorar el proceso de revisión de antecedentes de los compradores y restringir los cargadores de gran capacidad.

Ello, no obstante, sería de poca ayuda para víctimas como Amari-Purrel Perkins, de Maryland. El pequeño se disparó en el pecho el 9 de abril con un arma que un adulto escondió en una mochila con imágenes de Spiderman.

Como la mayoría de los niños muertos en Newtown. Amari tenía 6 años.

 

A %d blogueros les gusta esto: