Cuba: Casi 400 mil cubanos incorporados a nuevas formas de empleo

cuba-cuentapropiaLa Habana, 22 dic (PL) Un total de 398 mil 447 cubanos ejercían el trabajo privado al cierre de noviembre del presente año, iniciativa enmarcada en la actualización del modelo económico del país, informó el Ministerio del Trabajo y Seguridad Social.

Según datos aportados por ese organismo a la prensa, la cifra representa un incremento de tres mil 580 personas más laborando en las formas no estatales de gestión con respecto a septiembre.

El informe explica, además, que del total de personas incorporadas a la iniciativa privada al cierre de noviembre, el 68 por ciento declaró no tener vínculo laboral, el 17 por ciento eran trabajadores y el 15 por ciento jubilados, de los cuales 275 mil 719 se encontraban afiliados al régimen especial de Seguridad Social.

Asimismo, subraya que los llamados “cuentapropistas” predominan en las provincias de La Habana, Matanzas, Villa Clara, Holguín y Santiago de Cuba, con el 64 por ciento de los adscritos.

En el sector privado prevalece la forma de trabajadores contratados, con 17 por ciento del total de licencias, seguida de elaboración y venta de alimentos (14 por ciento), transporte de carga y de pasajeros (11), arrendamiento de viviendas (6), carretillero o vendedor de productos agrícolas en forma ambulatoria (5), productor vendedor de artículos varios de uso en el hogar (4) y mensajeros (3), detalló el diario Juventud Rebelde. El denominado cuentapropismo constituye una de las aristas de la actualización del modelo económico en la isla, y aunque no son el sector determinante en la economía nacional, los trabajadores privados van ganando espacio en el país caribeño.

Historiador de La Habana cree cambios económicos en Cuba son irreversibles

El historiador de La Habana, Eusebio Leal, durante una conferencia de prensa en La Habana (AFP, adalberto roque)

WASHINGTON — El Historiador de La Habana, Eusebio Leal, expresó su esperanza este viernes en Washington de que los cambios económicos emprendidos en Cuba sean irreversibles, y pidió que Estados Unidos se abra también políticamente a la isla.

Leal, que obtuvo una visa para poder dar conferencias y mantener reuniones en Nueva York y Washington, se mostró contrario sin embargo a que algún día puedan devolverse los bienes expropiados a cubanos que tuvieron que abandonar la isla.

“Sería como pedirle a la Revolución Francesa que devolviera la cabeza del rey Luis XVI”, contestó Leal a la pregunta de un exiliado cubano tras pronunciar una conferencia en el centro de análisis Brookings en la capital.

Leal presentó un resumen de los trabajos de recuperación del casco histórico de La Habana, una zona designada patrimonio cultural de la Humanidad por la Unesco en 1982.

“La ciudad está venida a menos, hay ruinas evidentes”, reconoció Leal, quien sin embargo se mostró alentado por las perspectivas de cambio interno.

“Estas nuevas iniciativas que estamos viendo, no podemos satanizar(las)”, dijo Leal.

“Son por su naturaleza irreversibles. A mi juicio no hay tiempo para cambiar ninguna de estas nuevas formas económicas, pero además, hay otra cosa más importante; tienen que ser profundizadas, y tienen que ir hacia adelante. No debe excluirse en el futuro ninguna posibilidad”, añadió.

“Yo creo que el momento es de apertura, relación, diálogo, construcción y en el futuro veo con gran esperanza que los cubanos (emigrados) puedan reinvertir en el país, que puedan aportar su experiencia”, añadió.

El presidente Raúl Castro, hermano del líder histórico de la Revolución Fidel, al que sustituyó a partir de 2006, ha impulsado gradualmente reformas para liberalizar la economía devastada de la isla.

Entre ellas se cuenta la legalización del trabajo privado o por cuenta propia, la compraventa de casas y autos y el despido oficialmente previsto de centenares de miles de funcionarios.

La propia autoridad del Historiador de La Habana fue ampliada, por ejemplo con el permiso de alquileres de habitaciones en el casco antiguo.

Leal explicó ante un público muy atento que del millón de dólares inicial de inversiones que se logró recaudar cuando arrancó su trabajo, en 1994, ha pasado a generar 120 millones en actividad económica el año pasado, y 24 millones de dólares en inversión.

Pero además de rechazar la posible devolución de propiedades a exiliados, Leal no quiso responder a las preguntas sobre si esos nuevos aires económicos deben implicar cambios en la inversión extranjera, por ejemplo si los hoteles en el casco viejo pueden contribuir a la restauración de edificios.

“Muchas de las cuestiones tendríamos que plantearlas en una situación de absoluta normalidad en las relaciones entre EEUU y Cuba”, aseveró Leal.

En Cuba y en Estados Unidos “hay algunos que quieren la quietud, otros la transformación”, dijo el historiador.

“No podemos ser (Estados Unidos y Cuba) los últimos bastiones de la guerra fría”, añadió.

La concesión de visas a intelectuales y responsables del régimen cubano en las últimas semanas ha generado controversia en Washington, con vivas protestas de legisladores cubanoestadounidenses ante el Departamento de Estado.

Estados Unidos autorizó hasta el momento a 60 académicos cubanos a participar en una conferencia sobre América Latina a celebrarse la semana que viene en San Francisco, de 77 solicitudes presentadas.

Once fueron denegadas y aún quedan seis por revisar, informó este viernes la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland.

Entre las personas autorizadas a participar en la XXX conferencia de la Asociación de Estudios Latinoamericanos, del 23 al 26 de mayo, se encuentra la hija del presidente Raúl Castro, Mariela Castro, sexóloga y activista de los derechos de los homosexuales, que ya viajó en el pasado a Estados Unidos.

A %d blogueros les gusta esto: