#Libia: Hallazgo de 53 cadáveres confirma atrocidades de insurgentes libios

Trípoli, 24 oct (PL) El hallazgo en Sirte de 53 cadáveres con las manos atadas reveló hoy nuevas atrocidades cometidas por los insurgentes autoproclamados gobernantes de Libia, cuya imagen ya quedó empañada con el asesinato del exlíder Muamar El Gadafi.

Activistas de una organización humanitaria internacional y libios residentes en Sirte notificaron este lunes la localización de 53 restos humanos con tiros de gracia en el hotel Mahari de esa ciudad, ubicado en un área que había sido tomada hace una semana por tropas sublevadas.

Vecinos en la localidad con costas al mar Mediterráneo, donde nació y murió ejecutado extrajudicialmente El Gadafi el pasado jueves, identificaron algunos de los fallecidos como vecinos de la urbe y combatientes leales al exmandatario.

Según el grupo humanitario, los cadáveres fueron hallados este domingo en avanzado estado de descomposición, apilados en el inmueble abandonado, donde eran colocados en bolsas por unos 20 moradores que regresaron a sus hogares tras finalizar los combates allí.

En base al nivel de deterioro de los cuerpos, los investigadores determinaron que los 53 hombres fueron abatidos entre el 13 y el 19 de octubre pasado, la etapa más cruenta de los combates callejeros allí.

Además de las manos atadas a la espalda, los cuerpos mostraban varias heridas de bala, y algunos el tiro de gracia, lo que hace pensar que fueron linchados durante la ofensiva de los insurrectos procedentes de Misratah que capturaron esa parte de la ciudad.

La denuncia hecha este lunes ocurrió un día después de que el jefe del autonombrado Consejo Nacional de Transición (CNT), Mustafa Abdul Jalil, invocó en Benghazi postulados de paz, tolerancia y reconciliación del Islam al declarar la supuesta liberación del país.

El discurso en el que Jalil ratificó que la Sharia o Ley Musulmana será fuente de derecho en la que describió como “nueva Libia”, afloró mientras en Misratah continuaba el espectáculo deprimente de exhibición de los restos de El Gadafi y su hijo, tolerado por el CNT.

De hecho, los insurgentes siguen brindando reportes contradictorios sobre la forma en que murió El Gadafi, pese a que la autopsia demostró que fue de un disparo en la cabeza y nuevos videos lo mostraron vivo, al igual que su hijo Muatassim, que segundos después apareció tendido.

En un mensaje difundido anoche por medio de su abogado, Saadi El Gadafi, otro de los hijos del exlíder, se declaró “impactado e indignado por la viciosa brutalidad” mostrada por los hombres del CNT contra su padre y su hermano.

Añadió que “las declaraciones contradictorias del CNT justificando esas ejecuciones bárbaras y el grotesco abuso de los cadáveres deja claro que nadie afiliado al antiguo gobierno recibirá un juicio justo en Libia ni justicia por los crímenes que se cometan contra ellos”.

CNT: No se practicará una autopsia al cuerpo de Gadafi

Las nuevas autoridades libias anunciaron el sábado que no se procederá a una autopsia del cadáver de Muamar Gadafi, que sigue expuesto en una cámara fría en Misrata en víspera de la proclamación oficial de la liberación del país.

 

“No habrá autopsia ni hoy (sábado) ni otro día. Nadie abrirá el cuerpo (de Gadafi”, declaró a la AFP el portavoz del consejo militar de Misrata, Fathi Bachagha. Varias informaciones daban previamente cuenta de una posible autopsia este sábado.

Esta declaración fue confirmada a la AFP por otros dos miembros del consejo militar de Misrata.

Muamar Gadafi, de 69 años, en fuga desde la caída de Trípoli a fines de agosto, fue capturado vivo el jueves en su región natal, Sirte (360 km al este de Trípoli), y murió por disparos poco después. Aún no se sabe si fue ejecutado o si pereció en un tiroteo.

Las imágenes y videos tomados en el momento de su detención en Sirte dejan abiertas varias hipótesis sobre las causas de la muerte

El viernes, el número dos del Consejo Nacional de Transición (CNT), el nuevo poder en Libia, Mahmud Jibril, aseguró que Gadafi murió a consecuencia de sus heridas provocadas por un tiroteo tras su arresto.

Pero esta versión no convence a la ONU y a Amnistía Internacional, que solicitaron una investigación para determinar si había sido ejecutado de forma expeditiva.

 Cuando se saca este tema ante quienes detuvieron a Gadafi, el tono de la conversación cambia, y se palpa la tensión.

“Estaba muy malherido cuando lo vimos. Sabíamos que se iba a morir”, lanza uno de ellos, Ibrahim Al Marjub.

Detrás de los combatientes, uno de los jefes viene a susurrar una consigna en árabe. “Todo el mundo debe decir: aquí nadie ha matado a Gadafi”.

Desde Bengasi, el presidente del CNT Mustafá Abdeljalil confirmó que se había abierto una investigación sobre las circunstancias de la muerte del exdictador, aunque sin citar una posible autopsia.

Gadafi será sin duda enterrado en un lugar secreto para evitar cualquier peregrinación a su tumba, declararon el viernes los miembros del consejo miliar de Misrata.

El sábado por la mañana, el cuerpo de Gadafi seguía expuesto en una cámara fría de un mercado de Misrata. Ahí también fue llevado, en la noche del viernes al sábado, el cadáver de su hijo Muatasim.

Algunas decenas de curiosos hacían cola este sábado para ver ambos cadáveres, colocados uno al lado del otro en colchones, y cubiertos con una manta que sólo dejaba al descubierto sus cabezas. Millares de personas ya acudieron el viernes a ver el cadáver del ex Guía, formando colas de varios centenares de metros.

En un comunicado divulgado por la cadena Arrai, cercana al antiguo régimen, la viuda de Gadafi pidió el viernes “en nombre de la familia del combatiente mártir Muamar Gadafi, a la ONU y a las organizaciones internacionales que obliguen al CNT a entregar los restos de los mártires a sus tribus para que sean enterrados según los ritos islámicos”.

Entretanto, dos altos dignatarios del viejo régimen seguían en paradero desconocido: el cuñado de Gadafi, Abdalá Al Senusi, de 62 años, ex jefe de los servicios de inteligencia libios, y Sail Al Islam, de 39 años, hijo del exdictador y considerado como posible sucesor de su padre.

El primero fue “visto” en el extremo norte de Níger, fronterizo con Libia, afirmó el sábado a la AFP una fuente gubernamental nigerina.

Sobre el segundo circulan informaciones contradictorias –capturado, muerto o huido–, aunque ninguna pudo ser confirmada. Sobre ambos pesa una orden de detención de la Corte Penal Internacional (CPI) por crímenes contra la humanidad.

En todo caso, el CNT prevé declarar el domingo la “liberación total” del país, lo que abrirá la vía a negociaciones para formar un gobierno encargado de la transición, antes de las elecciones previstas en ocho meses.

En Jordania, Mahmud Jibril calificó este sábado de “misión imposible” la reconstrucción de Libia.

 

 

Rebeldes libios buscan reagruparse tras reveses en bastiones Gadafi

Trípoli, 17 sep (PL) Fuerzas rebeldes subordinadas al autodenominado Consejo Nacional de Transición (CNT) intentaban hoy reorganizarse para volver a atacar Sirte y Bani Walid, luego de un precipitado repliegue ante la resistencia de los leales a Muamar El Gadafi.

Entregan a opositores libios asiento en la ONU

 

Las carreteras que conducen a Sirte, tierra natal del líder libio en la costa del mar Mediterráneo, registraron gran concentración de alzados después de una noche de reveses contínuos, pese a estar apoyados por bombardeos de aviones de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Un panorama similar describieron residentes en la ciudad de Bani Walid, situada unos 150 kilómetros al sureste de Trípoli, donde la pretensión de someter a ese bastión pro-Gadafi también se vio frustrada por la postura irreductible de residentes, militares y jefes tribales.

Los sublevados habían conseguido el viernes avanzar sobre Sirte y llegaron a asegurar que tomaron el aeropuerto y parte del centro de la localidad, pero fueron obligados a replegarse ante la efectividad de la artillería y los francotiradores fieles al ahora evadido líder libio.

Reportes indicaron que a unos cinco kilómetros de Sirte se vieron hoy camionetas y otros vehículos con artillería pesada y hombres que se replanteaban la estrategia para tomar una urbe que por su posición estratégica mantiene dividido al este y oeste del país.

Los efectivos del CNT se refugiaron en las montañas aledañas a Sirte, mientras esa localidad se convirtió por unas horas en un campo de batalla urbano en el que los irregulares sufrieron numerosas bajas.

Asimismo, en Bani Walid los insurgentes también salieron a la desbandada a causa del fuego de los leales a El Gadafi, quien desde un lugar desconocido del país continúa alentando a sus seguidores a combatir la agresión extranjera y a los que tilda de traidores.

En declaraciones al canal sirio Ar-Rai, el portavoz de El Gadafi, Moussa Ibrahim, aseguró que las tropas del coronel tienen suficiente armamento y equipos para resistir exitosamente nuevos embates insurgentes, y están preparados para una “larga guerra”.

“La batalla está lejos de terminar”, advirtió Ibrahim al añadir que “aseguramos a todo el mundo que los frentes de Sirte y Bani Walid son fuertes, pese a los intensos, increibles y despiadados bombardeos de la OTAN sobre hospitales, familias y escuelas”.

Reiteró igualmente que su jefe está en Libia, y desestimó el anuncio del primer ministro británico, David Cameron, durante su reciente visita a Trípoli, de que la OTAN apoyará al CNT en la persecución y captura del líder para someterlo a la justicia.

Libia: Fieles a Muamar al Gadafi contraatacan en el Valle Rojo al este de Sirte

Los fieles al exlíder libio Muamar al Gadafi contraatacan en el Valle Rojo, situado a unos 60 km al este de Sirte, constató un periodista.

Los combatientes gadafistas lanzaron cohetes y obuses de mortero y atacaron por tierra, tanto en la carretera principal como en el desierto circundante.

El Valle Rojo, tomado este jueves por las fuerzas del nuevo régimen, constituía una de las principales líneas defensivas de los partidarios del coronel Gadafi antes de llegar a su bastión, Sirte.

La contraofensiva comenzó con la llegada de un convoy de una decena de vehículos de los partidarios de Gadafi a la línea de frente, situada a la salida este de la localidad del Valle Rojo, constató el periodísta.

Después de dos horas de intensos enfrentamientos, los combatientes del nuevo régimen mantenían sus posiciones detrás de dos edificios a la salida de la ciudad y respondían con cañones antiaéreos. Al menos uno de ellos resultó herido.

El Consejo Nacional de Transición (CNT), las nuevas autoridades libias, anunciaron el jueves la toma del Valle Rojo, como primer paso antes de asaltar otros bastiones gadafistas, sobre todo el de Sirte, que dispone de plazo hasta el sábado para deponer las armas.

http://www.ntn24.com/node/20648

#Libia: Comienza la guerra de guerrillas

El ejército del Coronel Gadafi ha cambiado de táctica. Desde puntos asegurados contra los golpistas abren fuego los francotiradores, trabajan activamente grupos de asalto. Hoy fue destruido un barco con cargamento de armas para los golpistas.

Han comenzado las batallas por la ciudad de Sirte, donde posiblemente se encuentra el lider del pueblo libio, Muhammar Al Gadafi. El gobierno de Argelia ha negado las informaciones que apuntaban a que Gadafi había cruzado su frontera. Tras la toma de Trípoli el objetivo principal de la banda terrorista OTAN es asesinar a Gadafi.

Siguen fuertes combates entre las bandas golpistas, apoyadas por el fascismo internacional de la OTAN, y las fuerzas armadas del pueblo libio. Durante esta semana Trípoli fue conquistada por las hordas criminales casi por completo y ha comenzado la batalla por Sirte para aplastar la resistencia del pueblo libio.

El dramático cambio del curso de esta guerra es, sin duda alguna, una victoria de los países de la OTAN, al comenzar la invasión terrestre contra todo derecho internacional. The Guardian y The Daily Telegraph fueron los primeros medios occidentales que afirmaron que las operaciones de la alianza criminal no se limitaban a bombardeos desde el aire. En el terreno están presentes los sicarios de las fuerzas especiales de Reino Unidos, Francia, así como de  Qatar y Emiratos Árabes Unidos, países con monarquías absolutas, aliados del occidente. Los “especialistas” de la OTAN entrenan a los golpistas y les ayudan a planificar las operaciones. Según algunos informes, incluso participan en operaciones de búsqueda del líder libio, el coronel Gadafi.

Todas estas acciones son una clara violación del Punto 2 del Capítulo 2 de los Estatutos de Naciones Unidas, así como infringen la resolución 1973 del Consejo de Seguridad de la ONU.

Con información de http://anna.nayk.ru/node/131

A %d blogueros les gusta esto: