EEUU: Autorizan uso de Mastercard en Cuba

c35437e150165b00022834c7bb8f9849_LLa decisión de un banco de Estados Unidos, el Stonegate, de posibilitar a sus clientes el uso de la tarjeta de débito Mastercard en Cuba está llamada a alentar los viajes de estadounidenses a la isla y la apertura de negocios.

La autorización es la primera de una institución bancaria estadounidense sobre la isla desde que se inició el “deshielo” con Washington. Se tomó pese al embargo que pesa aún sobre las relaciones entre ambas naciones. La medida coincidió además con el levantamiento de sanciones impuestas por el gobierno norteamericano contra directores de diferentes filiales del Banco Nacional de Cuba y del Havana International Bank en varios países, divulgó el Departamento del Tesoro estadounidense.

El Stonegate, con sede en Fort Lauderdale, estado de la Florida, informó el jueves que sus clientes que viajen a Cuba podrán utilizar una tarjeta débito de MasterCard en las transacciones que realicen en cualquiera de los 10.000 negocios que la aceptan en la isla. En un comunicado que circuló en Estados Unidos, la entidad describió su decisión como un “primer paso para ofrecer alivio a los viajeros de Estados Unidos que llevan dinero en efectivo cuando viajan a Cuba”.

Pese a la compleja “normalización de relaciones” acordada entre los dos gobiernos, que atravesaron un grave conflicto en los últimos 60 años, aún vigente en diversos aspectos, restablecieron sus relaciones diplomáticas que estaban rotas hace 54 años. El embargo, o bloqueo como lo describen los cubanos, es la pieza más “fuerte” en la madeja de llamadas sanciones desde inicios de la década de los años 60, pero actualmente esa acción es impugnada también por la administración del presidente Barack Obama.

En tal contexto, parecen desarrollarse dos tipos de medidas contra el embargo, la primera la que busca en el Congreso de Estados Unidos su desmontaje inmediato mediante una votación, única vía posible para lograr ese objetivo. Pero también se dan pasos, lentos hasta ahora, para deteriorarlo, como el que acaba de anunciar Stonegate, que mira además ” hacia adelante”.

El banco dijo que por ahora los clientes que usen su Mastercard en La Habana tendrán que firmar facturas cuando hagan sus compras en Cuba pero para 2016 “confía” en utilizar cajeros automáticos.

Todo ocurre casi un año después que el presidente Obama aprobara medidas que permitieron , entre otros resultados, a la firma norteamericana Airbnb brindar una nueva opción de hospedaje a los estadounidenses que visitan Cuba. Recientemente esa empresa celebró el éxito de este tipo de comercio turístico al anunciar que tiene ya 2.000 opciones de hospedaje en la antes “isla prohibida”. Airbnb, surgida en California, ya está radicada en 190 países con 1,5 millones de propiedades en oferta. Están además en el tapete el inicio “pronto” de vuelos regulares de las principales líneas aéreas de Estados Unidos a Cuba, y en el ángulo de los negocios, una firma norteamericana ya recibió permiso del gobierno cubano para radicarse en la zona especial del Mariel, con facilidades impositivas y de operaciones para el capital extranjero.

(Tomado de CubaSi.cu)

EEUU intenta lograr acuerdo para que turistas de su país viajen a Cuba en vuelos comerciales

viajes-a-cuba2“El gobierno de Estados Unidos está trabajando con Cuba para alcanzar antes de fin de año un acuerdo que permita que los turistas viajen a la isla en vuelos comerciales programados”, según reportó en la noche de este lunes el diario Wall Street Journal en su sitio en Internet.

El acuerdo con Cuba permitiría que las aerolíneas establezcan servicios regulares entre Estados Unidos y la isla a partir de diciembre, informó el diario, citando a funcionarios estadunidenses.

Un proyecto de ley está pendiente en el Senado de Estados Unidos para eliminar la prohibición de viajar a los estadounidenses y una medida más ambiciosa intentaría rescindir las décadas de bloqueo económico de Estados Unidos. Pero estos pasos se enfrentan a una fuerte oposición de los líderes republicanos que controlan el Senado y la Cámara de Representantes.

Actualmente los estadounidenses que van a Cuba por razones autorizadas, tales como visitas familiares o de negocios, viajan allí generalmente en vuelos charter.

El Wall Street Journal dijo que la administración y la industria de las aerolíneas de Estados Unidos se han aliado en los esfuerzos para reanudar los servicios de líneas aéreas programadas a Cuba.

“Estamos comprometidos a ello, hay buena voluntad por ambas partes y estamos continuando al habla”, dijo un funcionario del Departamento de Estado al diario, y agregó que un acuerdo antes de fin de año “es ciertamente nuestra esperanza.”

(Versión de Cubadebate)

Carnival, la mayor empresa de cruceros del mundo, anuncia viajes a Cuba

Carnival no usará sus tradicionales cruceros con capacidad para casi 3.000 pasajeros, sino embarcaciones relativamente pequeñas de un poco más de 700.

Carnival no usará sus tradicionales cruceros con capacidad para casi 3.000 pasajeros, sino embarcaciones relativamente pequeñas de un poco más de 700.

La empresa de cruceros estadounidense Carnival anunció este martes que recibió la aprobación de Washington para iniciar viajes a Cuba desde mayo de 2016, lo que representa la primera actividad de este tipo desde la implantación del embargo en 1962.

Los viajes de cruceros de la línea más grande del mundo aún esperan por la aprobación del gobierno de La Habana.

Si se produce el visto bueno de Cuba, los barcos de pasajeros navegarán a la isla cumpliendo con ciertas restricciones, debido a que el embargo aún está en vigencia y no permite el libre tránsito de turistas estadounidenses a la isla caribeña.

Línea fathom

Para tal fin, Carnival usará su nueva línea fathom, destinada a viajes de estadounidenses que tengan como propósito asuntos académicos, profesionales, religiosos y educativos, las únicas posibilidades que permiten las reglas del Departamento del Tesoro para otorgar licencias a compañías de transporte que deseen establecer conexiones con Cuba.

Carnival dijo que usará cruceros con capacidad para 710 pasajeros -número relativamente pequeño para el tipo de operaciones que realiza esta línea de cruceros- y podría cobrar unos US$2.990 por boleto, excluyendo impuestos y otros cargos.

Estamos muy contentos de recibir la aprobación de EE.UU. como un primer paso muy importante para en última instancia llevar viajeros a Cuba bajo los actuales 12 criterios para viajes autorizados. Estamos dispuestos a trabajar con las autoridades cubanas para su aprobación con el fin de ayudar a hacer los intercambios sociales, culturales y humanitarios entre ciudadanos de EE.UU. y el pueblo de Cuba una realidad”, dijo el presidente de Carnival Corporation, Arnold Donald.

Se espera que los cruceros toquen varios puertos cubanos, pero todo dependerá de la aprobación final de las autoridades de Cuba.

Bajo las restricciones, estos cruceros que zarpen desde Miami hacia la isla no podrán atracar en puertos de otros países.

Estados Unidos y Cuba anunciaron el descongelamiento de sus relaciones el pasado mes de diciembre y se espera que para este mes ambos países reabran embajadas en Washington y La Habana.

( Tomado de MINTURCUBA)

Senadores estadounidenses presentan proyecto de ley para eliminar la prohibición a los viajes a Cuba

cuba_senate_0Un grupo bipartidista de senadores estadounidenses presentó este jueves ante el Senado un proyecto de ley que busca eliminar la prohibición de los viajes a Cuba, un mes después de que el Presidente Barack Obama anunciara cambios en la política de su administración hacia la Habana, informa un despacho de prensa de The Hill.

“Algunos dirán que debemos recibir algo a cambio, que si ofrecemos algo,  debemos recibir alguna concesión del gobierno cubano. Todos necesitamos recordar que esta es una sanción o prohibición a los estadounidenses, no a los cubanos”, cita el reporte al senador republicano Jeff Flake de Arizona durante la presentación del proyecto de ley.

Los senadores demócratas Patrick Leahy, Vermont; Dick Durbin, Illinois, y Tom Udall, Nuevo México; y republicanos John Boozman, Arkansas; Jerry Moran, Kansas, y Mike Enzi, Wyoming, copatrocinan el proyecto de ley Libertad para Viajar a Cuba 2015.

Estados Unidos flexibiliza restricciones para viajar y hacer negocios en Cuba

141217102439-obama-castro-split-horizontal-gallery

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos anunció nuevas enmiendas a las restricciones diplomáticas y económicas hacia Cuba que entrarán en vigencia este viernes, según un comunicado de prensa.

Los cambios afectarán los viajes, la regulación de las importaciones, los servicios financieros, y el crecimiento de la pequeña empresa.

Las nuevas reglas permitirán a los turistas adquirir más productos y utilizar sus tarjetas. Las compañías de telecomunicaciones no tendrán limitaciones para prestar servicios. También se podrá enviar más dinero.

De esta manera, la normalización de relaciones entre Estados Unidos y Cuba da un paso más. Las modificaciones facilitarán el viaje de estadounidenses que cumplan con los requisitos establecidos por 12 categorías que permiten viajar, solo que ahora que ahora no tendrán que solicitar licencia previa.

También se levantarán las restricciones que pesaba sobre la cantidad de dinero que podrá gastar un estadounidense en la isla y podrá ingresar a su país hasta 400 dólares en bienes, no mas de 100 de ellos en tabaco y ron.

En adelante, los estadounidenses podrán pagar en Cuba con sus tarjetas de crédito y débito, prohibido hasta ahora y, además manejar fondos con instituciones bancarias de la isla.

Además se facilitará la operación de lineas aéreas mas allá de los operadores que ya prestan el servicio.  Se facilitará el acceso a equipos de comunicación, ya sean nuevos o usados.

Los anuncios serán explicados en detalle a las 10 de la mañana hora del este, y representan un profundo cambio en la relación bilteral, luego de los anuncios del 17 de dicembre sobre normalización de relaciones entre ambos países.

( Tomado de CNN en Español )

The New York Times :Más de 90 mil estadounidenses viajaron legalmente a Cuba en 2012 y 2013

Jóvenes universitarios estadounidenses visitan ahora Cuba como parte del programa académico Semestre en el Mar.

Jóvenes universitarios estadounidenses visitan ahora Cuba como parte del programa académico Semestre en el Mar.

Los viajes de estadounidenses a Cuba están al alza, pese a las sanciones de Washington contra La Habana, indicó hoy un artículo publicado en el blog de la página editorial de The New York Times (NYT).

Mientras que viajar a Cuba por turismo continúa siendo técnicamente ilegal para los estadounidenses, las medidas aflojadas por el gobierno de (Barack) Obama permiten ahora una mayor variedad de los llamados intercambios culturales “pueblo a pueblo”, señaló el editorialista de NYT Ernesto Londoño, quien la semana pasada arribó a la capital cubana en viaje de trabajo.

Gracias a esos programas -estableció el periodista- más de 90 mil estadounidenses viajaron legalmente a Cuba en 2012 y 2013, más del doble que los registrados en 2008, cuando las reglas eran más estrictas.

Según estimados de funcionarios norteamericanos citados por Londoño -quien ha estado detrás de seis editoriales dedicados por NYT a Cuba entre octubre y noviembre últimos-, los cubanoamericanos visitaron la isla caribeña unas 500 mil veces en el último año, un número creciente de ellos, precisó, en itinerarios de ida y vuelta.

Sin embargo, el texto refiere que las sanciones de Estados Unidos contra Cuba -correspondientes a un bloqueo económico y financiero de más de medio siglo- han mantenido en niveles extraordinariamente altos los costos de viajes debido, en parte, a que las compañías estadounidenses no pueden emplear directamente a personas en la isla.

El editorialista de NYT -quien ha contactado con colegas y otros actores de la sociedad en La Habana- hizo notar además que de acuerdo con los términos del intercambio “pueblo a pueblo” los viajeros deben seguir itinerarios detallados, lo que excluye la aventura por cuenta propia y reduce la posibilidad de explorar la “floreciente escena” de negocios de iniciativa privada.

Un hombre de negocios estadounidense cargo de Cuba Education Travels, una de varias compañías con licencia para operar entre ambas naciones, dijo al periodista de NYT que el costo promedio de viajar al país caribeño bajo las reglas actuales es de 4 mil dólares a la semana.

En contraste -sostiene el artículo-, un ciudadano mexicano puede hacer un viaje similar por un cuarto de ese precio y además tiene la opción de quedarse en casa de algún cubano.

De acuerdo con la fuente citada por el editorialista de NYT, estos costos han hecho que la mayoría de los viajeros estadounidenses a la isla tiendan a ser más viejos y blancos.

( Tomado de Cubadebate )

¿Se puede viajar a China pero no a Cuba?

congresista Ros Lehtinen

congresista Ros Lehtinen

Por: Arturo López -Levy

Cuando los funcionarios electos establecen diferentes normas para sí mientras limitan los derechos constitucionales del resto de los estadounidenses, la credibilidad del sistema político sufre y el capital de las instituciones democráticas se erosiona.

El caso del viaje a China de los asistentes del senador Marco Rubio y la congresista Ileana Ros-Lehtinen, patrocinado por el Estado-partido comunista, es un ejemplo doloroso. Durante décadas, los legisladores cubanoamericanos se han opuesto a los viajes a Cuba y amonestado ferozmente a cualquier colega o sus asistentes que lo ha hecho buscando información o para dialogar con el gobierno. Rubio y Ros-Lehtinen han hecho del tema de no viajar a países comunistas una prueba de integridad política y de fidelidad a los derechos humanos.

Rubio ha dicho en el Senado que cada dólar que se gasta en un viaje a un país comunista financia directamente la represión. Cada dólar, excepto los gastados por sus asistentes en la Gran Muralla y Tiananmen mientras escuchaban los méritos del presidente Mao.

Cuando la hipocresía es expuesta, el liderazgo político es más necesario. Es el momento en que los líderes y la opinión pública deben tomar partido y dejar en claro cuáles son sus principios. La integridad marca la principal diferencia entre los que creen que los viajeros estadounidenses son –como Hillary Clinton lo expresa– “anuncios andantes” a favor de una sociedad abierta, en Cuba y en China; de quienes viajan a Pekín, mientras predican sus políticas anti-Castro restringiendo el derecho de los estadounidenses a viajar.

La Casa Blanca debería actuar con liderazgo. Cada vez que el senador Rubio y la congresista Ros-Lehtinen cuestionan ferozmente la moral de las decisiones de Obama para expandir los viajes pueblo-a-pueblo, la administración Obama reacciona tímidamente o no reacciona. Los funcionarios de Obama parecen olvidar el propio discurso del presidente sobre la importancia de comunicarse con la sociedad civil cubana y la actualización de una política concebida “desde antes que él naciera”.

Muchos cubanoamericanos que votaron dos veces por Obama están decepcionados porque el presidente da demasiado a los políticos pro-embargo y escucha muy poco a los que defienden sus promesas de diálogo y la comunicación con Cuba. Después de la reelección en 2012, ganando una mayoría cubanoamericana, la secretaria de Estado Hillary Clinton aconsejó al presidente Obama: “echar otro vistazo al embargo. No está logrando sus objetivos, y frena nuestra agenda más amplia en América Latina”. ¿Por qué no lo hace?

Después de la reforma migratoria cubana bajo Raúl Castro, es más fácil para un cubano, que vive bajo un gobierno comunista, viajar a Estados Unidos que para un ciudadano estadounidense, que vive en democracia, viajar a Cuba. Esta es una grave contradicción que pone a los que abogan por una Cuba democrática, con buenas relaciones con Estados Unidos, en seria desventaja política.

El presidente Obama hizo lo correcto en 2011 cuando autorizó las licencias para viajes religiosos, educativos, humanitarios y de algunos otros propósitos no turísticos para viajar a Cuba. Pero, ¿por qué no elimina los procedimientos burocráticos engorrosos para esos viajes regulados y adopta una licencia general para cualquier viaje con propósito no turístico?

La inacción de la administración Obama ante el actual proceso de reformas en Cuba divide aún más a Washington de otros países democráticos. Europa está negociando un acuerdo amplio de cooperación económica y diálogo político con Cuba. En Cartagena, Colombia, en el 2012 durante la Cumbre de las Américas, América Latina habló con voz clara: todos los países del hemisferio, excepto Canadá y Estados Unidos, reafirmaron su deseo de incorporar a Cuba en la próxima Cumbre prevista en Panamá en la primavera de 2015.

La ansiedad de los aliados de Estados Unidos en América Latina crece cada día que la Cumbre de las Américas de 2015 se acerca. Brasil y un importante número de estados latinoamericanos y caribeños han declarado su intención de boicotear la Cumbre de 2015, si no es invitada Cuba. La invitación a Cuba no se trata tanto de tener a Raúl Castro en la foto de los presidentes, sino transmitir una desaprobación general a la política de aislamiento contra la isla, ayudando a la Casa Blanca a removerla.

Washington debe eliminar las incoherencias flagrantes entre los valores que predica y las prácticas de sus políticos. Todos los estadounidenses deberían gozar de igualdad ante la ley en el ejercicio de su derecho constitucional a viajar. El senador Rubio y la congresista Ros-Lehtinen no deben pontificar contra los viajes a Cuba después de que sus empleados visitaron Pekín y la Gran Muralla de la mano del partido-estado chino. Sus electores cubanoamericanos están desmintiendo sus posturas al ritmo de casi 400,000 visitas a Cuba cada año. No es coherente con la forma de vida estadounidense que un grupo disfrute de un derecho que sus representantes niegan al resto de la población.

Este incidente desastroso podría dar un giro para bien si el presidente Obama defendiese la libertad de viajar como un derecho humano. Algunos dirán que la Casa Blanca no puede desafiar el Congreso mediante políticas que atentan contra la ley Helms Burton. Pero si Estados Unidos quiere que otros países se unan a los esfuerzos para promover los derechos humanos y la apertura política en la Isla, debe dar el ejemplo practicando la libertad que predica. La libertad de viaje como un derecho humano es fundamental tanto en la política de Estados Unidos hacia Cuba como hacia China.

Fuente: martianos.ning.com

Yoani Sánchez, la “bloguera perseguida” se va de gira internacional

4352926064_4a65845a07_o

La bloguera mercenaria cubana Yoani Sánchez dijo este jueves a un diario mexicano que planea visitar en próximas semanas varios países latinoamericanos, entre ellos Brasil y México, además de que participará en la reunión bianual de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).
“Visitaré varios países de Latinoamérica entre ellos México. Estaré en Puebla (centro), entre el 8 y 11 de marzo para la reunión bianual de la SIP, de la cual soy vicepresidenta regional de la Comisión de Libertad de Prensa”, dijo Sánchez en entrevista con el diario El Universal.
La bloguera, a la que el miércoles el gobierno de su país le entregó su pasaporte luego de impedirle durante muchos años salir de Cuba, está realizando los trámites migratorios para esos viajes.
El primer país que podría visitar “al parecer será Brasil pues estoy arreglando los visados para poder atender las invitaciones que me han hecho. Espero confirmar en breve que será Brasil”, añadió en la entrevista.

Tomado de Cambios en Cuba 

Cuba: ¿Qué tengo que hacer para viajar a partir del 14 de enero de 2013? (Video)

La Dirección de Inmigración y Extranjería (DIE) de Cuba informó que las condiciones están creadas para la entrada en vigor de las normas jurídicas referidas a la actualización de la política migratoria, prevista para el 14 de enero. (JR)

 

Cuba: Programa Especial transmitido por la Televisión Cubana sobre la Ley de Migración (4 partes)

FOTO: Roberto Suárez

A %d blogueros les gusta esto: